Los grandes olvidos de los Goya 2016

Son todos los que están (o casi) pero no están todos los que son. Estas son las injusticias más llamativas de la lista de nominados por la Academia

Por
14 de diciembre de 2015

Cuando la cosa va de opiniones y votos hablar de justicias e injusticias es, en cualquier caso, improcedente. Está feo, al menos para las películas que sí han sido nominadas a los Premios Goya 2016. Sin embargo, alguien tiene que defender esos títulos olvidados por los miembros de la Academia. Nosotros nos hacemos cargo. Aquí os dejamos una lista con esas películas de las que nadie hablará en la gala del próximo 6 de febrero.

EL APÓSTATA

Podría haber aspirado a… Mejor película, Mejor guión original

Quizá la película de Federico Veiroj es demasiado extraña, demasiado honesta y demasiado enfermiza como para entrar en las opciones de los académicos. Esto nos recuerda el caso de Magical Girl el pasado año, una de las perdedoras de la Gala. Al menos la enigmática e insólita cinta de Carlos Vermut estaba nominada. Su cuota de autor suplir con La novia de Paula Ortiz . El retrato de este apóstata y su pecaminoso recorrido debería haber tenido como mínimo un reconocimiento a ese gran libreto escrito por el director y también por el protagonista de la historia, tanto en la vida real como en la película, Álvaro Ogalla.

ANACLETO: AGENTE SECRETO

Podría haber aspirado a… Mejor director, Mejor guión adaptado

Empieza a ser un poco insultante que mantengan a Javier Ruiz Caldera fuera de las nominaciones. ¿Por qué? ¿Por qué hace comedia? Maldito castigo lo de hacer reír. Con Anacleto: Agente secreto, Caldera ha demostrado que puede dirigir una comedia romántica tan bien como una cinta de acción. En Anacleto hay mucha acción y muy bien rodada. El ritmo es endiablado y cuenta con unas cuantas escenas espectaculares. Y ni siquiera el guión adaptado de Fernando Navarro, Pablo Alén y Breixo Corral ha sido suficiente para la Academia. No es fácil llevar a la vida a los personajes de Váquez y nadie les ha reconocido el mérito.

EL CAMINO MÁS LARGO PARA VOLVER A CASA

Podría haber aspirado a… Mejor dirección novel, Mejor actor revelación, Mejor montaje

El debut de Sergi Pérez es una de las películas más pequeñas de 2014 paro también una de las más brillantes. Es dura, casi devastadora y muy asfixiante, y sin duda estamos ante un trabajo de cámara exquisito. Pocas veces se había narrado con tanta naturalidad y precisión la autodestrucción, la violencia y el duelo ante la pérdida. Es cine ‘low cost’, así que tiene todavía más mérito. Y Borja Espinosa, como ese sufrido personaje que tiene que salvar a su mascota, también está de Goya, al igual que ese montaje que consigue que el espectador se retuerza en la butaca.

REGRESIÓN

Podría haber aspirado a… Mejor banda sonora original, Mejor fotografía

Vale, nos ha quedado claro que la última película de Alejandro Amenábar no ha gustado entre los académicos, pero… ¿Ninguna nominación? ¿En serio? ¿Ni siquiera la maravillosa banda sonora de Roque Baños? El compositor hace un trabajo excelente manteniendo el pulso de la intriga en esta película sobre policías y ritos satánicos. Regresión no ofrece lo que promete, pero tampoco es plan de ignorar esa maravillosa fotografía de Daniel Aranyó. Si algo merece la pena de este filme es la desasosegante atmósfera de un pueblo que perfectamente podría haber salido de la filmografía de Polanski.

MI GRAN NOCHE

Podría haber aspirado a… Mejor actor secundario, Mejor actriz secundaria

La última película de Álex de la Iglesia tiene cuatro nominaciones: Mejor diseño de vestuario, Mejor dirección artística, Mejor sonido, Mejor efectos especiales. Sin embargo, y aunque podamos entender que no se colara en las dos categorías principales, echamos de menos a alguno de sus actores secundarios. Ninguno de los cuatro actores nominados lo está por una comedia, por lo tanto queremos partir una lanza en favor de un maravilloso (por lo desternillante de su actuación) Mario Casas, esa escena bailando con el ojo tuerto es inolvidable, y de una divertidísima Blanca Suárez haciendo la réplica a Pepón Nieto.

LOS EXILIADOS ROMÁNTICOS

Podría haber aspirado a… Mejor película, Mejor actor revelación

Jonás Trueba es casi tan afrancesado como su padre y después de ese largometraje en el que quería parecerse a Jean-Luc Godard titulado Los Ilusos, escribió y dirigió esta oda a Éric Rohmer que se llama Los exiliados románticos. Esta preciosa y vitalista road movie sobre la juventud y el amor no tiene ni una sola nominación. Sin embargo, podría competir perfectamente en la categoría de Mejor película y Vito Sanz en la de Mejor actor revelación.

OCHO APELLIDOS CATALANES

Podría haber aspirado a… Mejor actor secundario, Mejor guión original

Si bien es cierto que esta segunda parte de la película española más taquillera de la historia está a un nivel inferior que su predecesora, más que nada por las prisas que se dieron, es innegable que tiene al menos dos cosas que fascinan al público. Y ambas merecen nominación. Primero, Karra Elejalde, que vuelve a ser el más natural y el más gracioso de todo el reparto llevándose él todas las carcajadas del respetable. Y segundo, el guión, cuyos chistes siguen funcionando. Borja Cobeaga y Diego San José han vuelto a dar la tecla y ya que no les han nominado, la Academia podría tener este año el detalle de invitarlos a la gala, o como mínimo que alguien se acuerde de nombrarles en los agradecimientos. Lo que sea.

O FUTEBOL

Podría haber aspirado a… Mejor película documental

O futebol es un documental muy intenso y brillante sobre un rencuentro, el último, de un padre y un hijo a través del fútbol. Ganó en Locarno y la crítica especializada solo ha tenido halagos para esta proeza de Sergio Oksman. Pero nada, los académicos no han dicho ni mu. Y es que no solo estamos ante uno de los mejores documentales del año, sino ante una de las mejores películas del año. Así, en general y sin etiquetas. hay pocos ejercicios cinematográficos que consigan un equilibro entre la realidad y la ficción tan sofisticado y con un resultado tan devastador.

LA ADOPCIÓN

Podría haber aspirado a… Mejor guión original, Mejor actriz protagonista

La adopción es una película muy incómoda donde se desgrana un conflicto ético complejo y difícil de digerir. Esta es la historia de un matrimonio y su recorrido hacia la adopción. La Academia parece no estar muy por la labor de premiar a las películas difíciles y pequeñas, como esta. Ni siquiera a un guión áspero lleno de diálogos sobresalientes o a una actriz, Nora Navas, que llena cada plano de verdad y que destaca bastante más que en su papel de Felices 140, con el que sí está nominada.

NEGOCIADOR

Podría haber aspirado a… Mejor actor protagonista

Hay pocos papeles principales este año que estén a la altura de este político vasco que tiene la difícil tarea de ser el interlocutor entre el gobierno español y ETA. Efectivamente Ramón Barea hace el trabajo de su vida. Los académicos han sabido reconocer el mérito de Borja Cobeaga en el guión, se lo debían. Sin embargo, se han vuelto a quedar cortos. Esta película tiene una clara nominación a mejor actor. ¡Ah! Pero que es una comedia… Entonces mejor no.

¿Cómo se exporta el cine español? 5 casos recientes

¿Qué repercusión global tienen las películas españolas? ¿En qué países se estrenan comercialmente? ¿En qué condiciones y con qué resultados? Analizamos ejemplos muy distintos.

¿Cuántas veces dicen “zorra” en ‘Anacleto: Agente secreto’?

¿Usa un lenguaje sexista la aventura de Imanol Arias y Quim Gutiérrez? Una crítica aparecida en una web feminista afirma que sí.

‘Anacleto: agente secreto’… y estrella del porno

[SÓLO PARA ADULTOS] Allá por 1995, en su última aventura dibujada, el 'superespía' del cómic español se dio al fornicio con las mismísimas hermanas Gilda.