Señales del futuro

6

Por - 08 de abril de 2009

ETIQUETAS:

Irene Crespo

EL MUNDO SE ACABA. Y por una vez no será Will Smith quien intente salvarlo. Cinco años después de la irregular (aunque muy rentable) Yo, robot, el director de culto gótico (por El Cuervo y Dark City), Alex Proyas, regresa con una historia de género catastrofista (híbrido entre Independence Day y El incidente) y protagonizada por el Nicolas Cage del siglo XXI. Ese que al tiempo que empezó a perder pelo redujo sus dotes interpretativas a un único rostro de enorme intensidad que siempre parece igual de preocupado, no importa si es asesino a sueldo o motorista fantasma o, como aquí, padre viudo a tiempo completo y matemático del MIT a tiempo parcial que encuentra un papel con las fechas y coordenadas de las grandes catástrofes de los últimos 50 años, incluida la del fin del mundo. A pesar del problema capilar, Cage sigue demostrando habilidades como hombre de acción. Precisamente más acción es lo que le falta a esta película que se pregunta otra vez si la humanidad debería volver a empezar, aunque renacer pase por su destrucción total. Eso sí, pocas veces veremos un final tan arrollador en el cine estadounidense. 

[SITGES 2019] “Color Out of Space”, Nicolas Cage y el terror cósmico

Una de las películas de género más esperadas del año, mezcla de Lovecraft y el Cageísmo desatado que no decepciona

Paramount en búsqueda de nuevos rostros: el reboot de ‘Cara a cara’ ya es una realidad

La película original de 1997, dirigida por John Woo, fue protagonizada por John Travolta y Nicolas Cage.

Nicolas Cage está decepcionado con su cráneo de dinosaurio y en la búsqueda del Santo Grial

Parece que al mítico actor se le ha metido en el cuerpo el espíritu aventurero de ‘La búsqueda’.

‘Cageismo’ al límite: Nicolas Cage se untó los pies de yogur para rodar una escena de sexo

Durante el rodaje de 'Besos de vampiro', 'Nic' se superó a sí mismo en muchas ocasiones: que se lo pregunten a Jennifer Beals.