Cómo librarse de un presidente: 6 películas y series con ‘impeachment’ incorporado

Mientras Trump espera a que la Cámara de Representantes ponga en marcha su posible destitución, puede entretenerse con estos clásicos del cine.

Por
25 de septiembre de 2019

La verdad es que, si pierde el puesto, le echaremos de menos. Pero no por sus políticas o por su anaranjada presencia en los medios, sino por las perlas que nos ha regalado cada vez que le daba por opinar de cine. Porque, en estos momentos, Donald Trump se enfrentará a la palabra más temida por los presidentes de EE UU: “impeachment”. O, lo que es lo mismo, un complejo proceso formal que podría llevar a su destitución.

A nosotros, la verdad, todo eso de la campaña de Joe Biden y las presiones a Ucrania nos viene grande. Asimismo, recordamos que durante la historia de EE UU se han iniciado muy pocos procesos de impeachment, sin que ninguno de ellos llegue a desalojar a un presidente de la Casa Blanca. Pero lo que sí podemos recordar es que el arte de destituir mandatarios ha tenido su hueco en el cine, tanto en la superpotencia como en otros lugares.

Todos los hombres del presidente (Alan J. Pakula, 1976)

Siguiendo la vieja norma “antes morir que perder la vida”, Richard Nixon prefirió dimitir antes que esas cosillas del caso Watergate pusieran en marcha un fulminante proceso de destitución presidencial. Esta película nos muestra el trabajo periodístico que puso entre la espada y la pared al odiado mandatario, con un reportero algo facha (Robert Redford) y otro algo rojeras (Dustin Hoffman) unidos para destapar corruptelas.

El desafío – Frost contra Nixon (Ron Howard, 2008)

Como símbolo (lo merezca o no) de todo lo malo del sistema político estadounidense, a la figura de Richard Nixon no le bastaba con un solo filme. Esta película, en la que el guionista Peter Morgan (The Crown) adapta su propia obra teatral, reconstruye la legendaria entrevista entre el ya expresidente (Frank Langella) y el periodista David Frost (Michael Sheen). Durante la charla, Nixon reconoció que eso de espiar a sus rivales políticos y arrojar napalm sobre civiles en Vietnam había estado un poquito mal, y todo.

El ala oeste de la Casa Blanca (serie, 1999-2006)

¿Será posible? ¿Cómo es que un santo del cielo como el presidente Josiah Bartlet (Martin Sheen) se haya visto amenazado con el impeachment? Pues así fue, pero en ello no tuvieron que ver ni corruptelas ni malas prácticas sino la esclerosis múltiple. Al revelar el mandatario que padecía este grave trastorno, sus enemigos políticos trataron de destituirle, pero no hubo manera: Bartlet salió del proceso con una reconvención del Senado… y volvió a presentarse a las siguientes elecciones.

El político (Robert Rossen, 1949)

No todos los impeachments han afectado a presidentes de EE UU: el caso de Huey Long, polémico gobernador de Luisiana que estuvo a punto de perder su cargo en 1929 (y fue asesinado en 1935) inspiró este clásico del cine parlamentario en el que Broderick Crawford interpreta a un mandatario que llega de la nada a las más altas cotas del populismo corrupto. Su remake de 2006 con Sean Penn Jude Law se estrelló por todo lo alto.

La democracia en peligro (Petra Costa, 2019)

Abandonamos EE UU para acercarnos a Brasil, país de este documental acerca de la caída en picado de Lula da Silva y la consiguiente destitución de su sucesora Dilma Rousseff. Un proceso, explica la directora, que puso de relieve los males intrínsecos de la política en el país tropical… y, de rebote, ayudo a aupar al poder a un personaje tan turbio como Jair Bolsonaro. 

La cortina de humo (Barry Levinson, 1997)

Dicen las malas lenguas que, si EE UU bombardeó Irak en 1998, fue porque Bill Clinton quería evitarse un impeachment fulminante por haber mentido sobre su relación con Monica Lewinski. Sin importar cuánto de verdad haya en este rumor, esta película satírica lo llevó a sus últimas consecuencias, con el agente secreto Robert De Niro fichando a un productor de cine (Dustin Hoffman)para crear una guerra ficticia contra Albania y tapar el affaire de un presidente anónimo con una menor de edad.

Samuel L. Jackson enseña a insultar en catalán y euskera

El actor estadounidense recurre a varias lenguas del mundo (también islandés, ucraniano o suajili) para decir 'fuck you' ('que te jodan'). ¿Será Trump el destinatario?

Ben Stiller se niega a eliminar el cameo de Donald Trump en ‘Zoolander’

Ya ha habido varios fans que se han quejado de la aparición del polémico presidente de EE.UU. en la comedia más célebre de su director.

Cuando un Gremlin quiso comerse a Donald Trump

En 1990, cuando el millonario aún no aspiraba a meterse en política, 'Gremlins 2' le arreó una colleja verde y viscosa. Aquí te lo contamos

Dwayne Johnson comparte un conmovedor vídeo en apoyo al Black Lives Matter

El actor norteamericano ha querido unirse a las protestas raciales mandando un mensasajito a Trump.