¿Cuánto puede recaudar ‘Ocho apellidos vascos’?

El mejor estreno español en lo que llevamos de año comienza a competir con grandes 'blockbusters' de Hollywood, mientras que 'Torrente 5' espera su turno. ¿Seguirá la cinta de Martínez Lázaro siendo un fenómeno cuando llegue diciembre? Por YAGO GARCÍA

30 de marzo de 2014

Acaban de cumplirse dos semanas de su estreno, y Ocho apellidos vascos sigue siendo un fenómeno. Aunque la (minúscula) polémica que causó su argumento ya es historia, la película de Emilio Martínez Lázaro con guión de Borja Cobeaga y Diego San José se mantiene a la cabeza del ranking español de recaudaciones, presentando unas ganancias de vértigo (cerca de 10 millones de euros) y una afluencia de espectadores que no hace sino crecer, en lugar de ir disminuyendo en proporción a sus días en la cartelera. Ante tan fenomenales resultados, no es raro que una secuela, con el título provisional de Nueve apellidos catalanes, esté ya en preparación: parece que el humor costumbrista y regional (una fórmula, recordemos, que parecía agotada en España desde hacía décadas) experimenta una segunda y rozagante juventud.

Venirse arriba con este triunfo es algo fácil, además de comprensible tras el poso amargo que dejó el ejercicio de 2013 en la industria nacional. Pero el perfil del asunto desaconseja renunciar a la prudencia: recordemos que la semana del 14 de marzo, cuando Ocho apellidos vascos tomó por asalto los cines, distaba de ser un campo de batalla entre grandes lanzamientos. El estreno más taquillero de la semana anterior, 300: El origen de un imperio, encaraba un drástico descenso de casi el 60% tras su primera semana, pasando de la posición de honor al tercer lugar del ranking, mientras que Las aventuras de Peabody y Sherman (una muy disfrutable película hollywoodiense de animación) se mantenía en el segundo lugar con la reducción habitual (poco más de un 15%) en sus resultados.

top10_ocho_apellidos_vascos

‘Top 10’ de la taquilla española en el fin de semana del 14 de marzo (Fuente: Box Office Mojo).

En cuanto a los otros filmes que llegaban de nuevas a la cartelera… Pues tampoco eran para tirar cohetes, al menos financieramente. Pese a llegar revestida con el prestigio de sus tres Oscar, Dallas Buyers Club entró en el quinto puesto, por debajo de la francesa La bella y la bestia. Estrenada en España con bastante retraso y sin demasiada promoción, además de en pocas salas, Una vida en tres días se quedó en séptimo lugar. Y, en lo tocante a la venezolana Pelo malo (número 24) y al documental ganador del Goya Las maestras de la República (número 29 de la tabla), se trataba de dos estrenos sin demasiado gancho comercial, independientemente de su calidad. 

Esta semana, sin embargo, la cosa cambia. En espera de recibir las listas actualizadas de recaudación, podemos afirmar que Capitán América: El soldado de invierno será un poderoso rival, tanto por venir arropada por la maquinaria promocional de Marvel como por su gancho para los fans de los cómics y por las buenas críticas recibidas. Es más: durante el próximo mes, el filme de Martínez Lázaro tendrá que vérselas con rivales foráneos de mucho peso, como The Amazing Spider-Man: El poder de Electro (17 de abril) y Divergente (30 de abril). Y en octubre sus cifras deberán batirse en duelo con las del peso pesado nacional, Torrente 5. Ante este panorama, ¿es posible que el fenómeno de Ocho apellidos vascos se quede en nada de aquí al verano? Y, cuando llegue el final de este ejercicio, ¿seguiremos considerándola como el mejor estreno español del año? Estas son las preguntas, complejas donde las haya, que nuestros expertos desentrañarán a continuación.

Consumado analista de taquilla además de productor de cine, Pau Brunet no da abasto presentando el filme 10.000 KM, ganador de Mejor Película en Málaga 2014. Aun así, el responsable de Boxoffice.es hace un hueco en su agenda para comentarnos que el triunfo de Ocho apellidos vascos le ha parecido apabullante, no solo por las cifras, sino también por sus circunstancias: “Es un fenómeno”, afirma Brunet. “Ni en el caso de Lo Imposible ni Intocable ni nada de estos grandes éxitos de ‘boca-oreja’ en gran cantidad de salas se había visto algo así”. Y prosigue con una explicación más detallada, pero igual de admirativa: “Aumentar un 57% en segunda semana habíendo estrenado ya con la mejor cifra de lo que llevamos de año es ANORMAL [mayúsculas suyas]. No hay precedentes a primera vista ni en los últimos años”.

Fernando de Luis-Orueta, director de Losextras.es, también está versado en cosas del análisis taquillero. Y también recurre a lo hiperbólico al hablar de la película de Martínez Lázaro, cuya “impresionante mejoría” en su segundo fin de semana confirma, según nos dice, que “el taquillazo no ha sido flor de un día fruto del ‘campañón’ –término acuñado por el propio Paolo Vasile- de Mediaset”. ¿Dónde están las claves del triunfo, entonces? Pues, según Orueta, en que “el ‘boca-oreja es excelente y se ha convertido en la película que ‘hay que ver”. Nuestros dos consultados coinciden, así mismo, en que los poderes de Ocho apellidos vascos podrían ser un severo rival para los escudazos del ‘Capi’ marvelita. Orueta nos recuerda que El soldado de invierno se ha dejado caer en 807 pantallas (la película española se estrenó en 348) y en 3D, con lo que eso implica de incremento en el precio de la entrada. Por lo cual “tiene muchos argumentos para desbancar a la cinta de Martínez Lázaro”. Pero ojo, porque el experto también nos avisa de que la cosa tiene truco: “Pese a ese desfase en el número de pantallas –o, mejor dicho, precisamente por él- es muy probable volver a ver este fin de semana a Ocho apellidos vascos como la película con mejor media por sala”

Así mismo, Pau Brunet considera que la llegada de grandes blockbusters afectará negativamente a la recaudación de Ocho apellidos vascos, pero no conseguirá herirla de muerte: “No creo para nada que ni la llegada de un competidor directo le pueda afectar como para que se desplome en picado”. ¿Por qué? Pues por las peculiaridades de su ascenso a la cima: “Esperaría eso [un derrumbe en la recaudación] si el aumento del segundo fin de semana hubiera sido consecuencia de un aumento importante de copias y salas, premios, vacaciones, etcétera”, explica Brunet. Pero resulta que ninguno de esos factores ha intervenido: “Todo era por los comentarios, y de una forma sobrehumana, por lo que mucho tendrán que hacer los estrenos para superar eso”. El analista añade que, a falta de rayos repulsores o de martillo asgardiano, la cinta española goza de otra clase de armas. Concretamente, las derivadas de la coyuntura económica: “El factor recomendación es uno de los elementos de venta más fuertes en el cine”, avisa Brunet. “Más aún en tiempos de crisis, cuando la gente necesita sentirse segura de que lo que va a ver por 7 u 8€ vale la pena”.

Aunque, vistos estos diagnósticos, le auguremos a Ocho apellidos vascos larga vida en la cartelera y prosperidad comercial, el otro interrogante que le planteábamos a nuestros expertos no era tan trekkie. Recordemos: ¿estamos hablando de una firme candidata a campeona nacional de 2014, o acabará cediendo ante las lorzas y el olor corporal de José Luis Torrente? Ante esta pregunta, Pau Brunet prefiere dejar claro que aquí ganamos todos: “Hay fe en que la taquilla española pueda estar en un año de recuperación, porque venimos del pozo más profundo, pero ahora tengo la esperanza que Torrente 5 podría dar otra alegría”. ¿Cómo de grande sería esa alegría? “No sé si superaría los 20 millones, pero sí una cifra significativa, por encima de los 15 millones”.

Fernando de Luis-Orueta opta, a su vez, por el pragmatismo: según él, el trono de mejor estreno español de 2014 “estaba reservado para Torrente 5, pero ahora no queda tan claro quién lo ocupará a final de año”. El director de Los Extras considera que el regreso del policía impresentable “está llamado a lograr una cifra cercana a los 20 millones de euros como sus anteriores entregas –si bien hay que tener en cuenta que la cuarta entrega era en 3D -“. De la misma manera, y si mantiene sus constantes, Ocho apellidos vascos podría llegar a cifras similares, con lo cual (resume Orueta) “La diferencia puede sumarse a los puntos”.

Ahora bien: Orueta nos avisa de algo en lo que no se nos había ocurrido pensar. Porque, según apunta, el arrollador triunfo de Martínez Lázaro y su cinta podría suponer “muchas dificultades para el estreno de otras películas españolas”. El experto se apoya en un ejemplo:  “La primera que va a verse en apuros es Kamikaze, que llega a las salas este fin de semana, producida por el grupo audiovisual rival, Atresmedia, y con una campaña de promoción de menor intensidad”. Esta película, explica nuestro experto, podría verse atrapada entre Ocho apellidos vascos y Capitán América: El soldado de invierno. Lo cual nos recuerda que, aunque sus cifras hayan levantado cabeza, el cine de aquí sigue presentando un podio muy reducido, en el que hay lugar para muy pocos campeones. Al menos este año podrían caber en él dos triunfadores en lugar de uno.

Todos los días, a todas horas, noticias de cine y series de televisión en CINEMANÍA

‘Ocho apellidos vascos 3’ está en camino

¿Ocho apellidos extremeños? ¿Ocho apellidos murcianos? El productor Ghislain Barrois confirma la trilogía y deja volar nuestra imaginación.

Todas las películas que coronan a Dani Rovira como el rey de la comedia española

De las risas desternillantes de Ocho apellidos a la comedia dramática de 100 metros, el actor malagueño es un referente del humor español.

Así trabajan los guionistas de tus comedias favoritas

Aprovechamos el éxito de 'Lo dejo cuando quiera' para poner cara a algunos de los responsables del género predilecto en el cine español

Así rueda el guionista de ‘Ocho apellidos vascos’

Visitamos el rodaje de 'Zanahorio', el nuevo cortometraje del nominado al Oscar Borja Cobeaga