Aaron Paul desvela cómo se rodó el secreto mejor guardado de ‘El Camino’

¿Es este el capítulo final de la historia de Jesse Pinkman? Hablamos con el actor sobre su regreso al universo 'Breaking Bad'.

Por
15 de octubre de 2019

[ESTE ARTÍCULO CONTIENE SPOILERS DE EL CAMINO: UNA PELÍCULA DE BREAKING BAD]

La última vez que vimos a Jesse Pinkman (Aaron Paul) en Breaking Bad, traspasaba en coche las puertas de las instalaciones donde la pandilla neonazi de Jack Welker (Michael Bowen) lo habían mantenido cautivo durante meses. Atrás quedaban los cadáveres de Jack, Todd (Jesse Plemons) y un Walter White (Bryan Cranston) que lo había liberado armado con una ametralladora automática.

Por aquel entonces, era 2013 y el alumno aventajado de Heisenberg cerraba al volante de un Chevrolet El Camino una serie para entonces proclamada fenómeno de culto. Y, pese a todo, ya en ese momento una pregunta se repetía entre los fans: ¿Qué sería de Jesse tras aquel desenlace? ¿Conseguiría huir de Albuquerque? Los periodistas no tardaron en plantear esta cuestión a Aaron Paul.

“Recuerdo que les respondí: ‘Espero que se encuentre en Alaska y que encuentre paz. Sentía que Alaska era un bonito lugar para empezar de 0”, nos cuenta Paul a su paso por Barcelona para promocionar El Camino: Una película de Breaking Bad, la película dirigido por Vince Gilligan que ya está disponible en Netflix. Una película que nos trae la esperada respuesta a la pregunta sobre el destino de Jesse tras el final de la serie. 

“Yo también tenía una idea de lo que había pasado con él cuando se fue, igual que, cuando rodábamos la última temporada, me imaginaba lo que estaba pasando mientras Jack y su banda lo tenían cautivo”, afirma Paul: “Sabía que habría mucha tortura, mucho dolor, tristeza… Creo que toda la audiencia sabía eso. Pero una vez escapa, eso ya quedaba a la interpretación de cada uno. ¿Dónde habría ido? Esa era la pregunta que todo el mundo me preguntaba. Esa era la principal razón por la que Vince decidió que necesitaba contar esta historia”.

Sin embargo, el proyecto tardó en fraguarse. Mientras Paul y Bryan Cranston imaginaban posibles cameos en Better Call Saul (“Siempre estuvimos abierto a esa idea”), Gilligan quería tener un propósito real para recuperar a los personajes, “no quería hacerlo sin más”, confiesa el actor. Por eso, cuando el creador le adelantó que tenía una idea para contar lo que había sido de Jesse, Paul no tuvo dudas: “Estaba sorprendido, pero mi confianza en Vince es enorme. Él es la última persona que quiere ensuciar el legado de Breaking Bad, la última persona que quiere disgustar a los fans”.

Tal y como recuerda el intérprete, en ese momento ni siquiera el propio Gilligan estaba seguro de si esa idea se materializaría. “Me dijo: ‘Mira, Aaron, no quiero que te prepares 100% para esto porque no sé si va a pasar. Ahora que me han dado luz verde para escribir el guion, y que tú has dicho que estás a bordo, deja que lo escriba y, si no es bueno, no lo haré. Así que estate preparado para dejarlo ir”, relata Paul. Este no supo nada en meses, hasta que pasado un tiempo recibió una llamada del creador: “Había hecho el guion y era bastante bueno, así que aquí estamos”.

 

Así se rodó tu escena favorita

El Camino, además de suponer un reencuentro de los fans con Jesse Pinkman (un personaje que, nunca está de más recordar, fue concebido para durar una temporada) y responder a las dudas sobre su futuro, también ahonda en los meses que este pasó cautivo y repasa otros momentos clave de su pasado. El presente se mezcla con el pasado a través de flashbacks y cameos varios que harán las delicias de los fans. Entre ellos, los de Jane Margolis (Krysten Ritter), Skinny Pete (Charles Baker), Todd Alquist (Plemons) y, sí, el maestro y mentor Walter White (Cranston).

“Ha sido muy loco estar de vuelta en ese mundo”, asegura Paul sobre su regreso al universo Breaking Bad. “Sabía que lo añoraba, pero cuando empezamos a rodar me di cuenta de cuánto lo había echado de menos, y cuánto quería a este personaje y el mundo en el que vive. Y la gente que lo hace, que está detrás de las cámaras, son mi familia. Son los mismos con los que rodamos el piloto, me llevaban a ese momento”, añade.

Como si con volver a calzarse las zapatillas de Pinkman no fuera suficiente, el actor tuvo que hacer frente a un rodaje a prueba de la más mínima filtración. Rodada en Nuevo México, en absoluto secreto, nadie sabía qué se estaba cociendo en aquellos parajes desérticos. Si alguien le preguntaba, Paul siempre podía bromear con la posibilidad de estar rodando un cameo para Better Call Saul.

Sin embargo, hubo una escena de El Camino con la que hubo que ser especialmente cuidadosos. Hablamos, como no podía ser de otra manera, del reencuentro entre Jesse y Walt en uno de los flashbacks finales que más emocionarán a los seguidores de la ficción televisiva. Maestro y alumno se sientan frente a frente en un dinner, durante lo que será la primera o la segunda temporada de la serie. Una época en la que, como asegura Paul, “todo era más sencillo”.

Menos sencillo fue llevar a cabo este reencuentro: el equipo, no contento con trasladar a Cranston en un avión privado a Nuevo México y evitar que se viera a los protagonistas juntos por las calles de Albuquerque, tuvo que echar mano de familiares cercanos para la secuencia en el dinner. “Lo que pasaba con esa escena es que había muchos extras”, rememora el actor: “Yo tenía curiosidad por saber cómo la rodarían, en quién confiarían para hacer de relleno. Y lo que hicieron fue usar a miembros del propio equipo como extras. Mucha gente de la que ves detrás de Jesse y Walt son miembros del equipo o familiares de estos a los que pedimos que vinieran y pasaran el día con nosotros. Fue muy divertido”. 

Más allá de lo anecdótico de la situación, fue un momento especial para Paul, que volvía a rodar con su mejor aliado por primera vez en seis años: “Fue tan genial cuando Bryan apareció allí. Me recordó lo bien que él y yo trabajábamos juntos. Lo maravillosos que son estos personajes a la par, lo fantásticos que eran sobre todo en sus inicios”. 

 

¿Final definitivo?

¿Qué fue de Jesse tras el desenlace de Breaking Bad? ¿Consiguió huir de Albuquerque? Esa era la pregunta que los periodistas le repetían a Paul hasta la saciedad en 2013. La respuesta: “Espero que se encuentre en Alaska y que encuentre paz”. Seis años después, ese final que el actor había imaginado para su personaje se ha materializado. El Camino se despide de su protagonista en Alaska, dispuesto a empezar de 0 en aquel paisaje helado tan alejado del desierto de Nuevo México. 

Ahora la pregunta es otra. ¿Estamos ante el final definitivo de Jesse Pinkman? Aaron Paul está listo para decir adiós al personaje que lo catapultó a la fama. Aunque ahora inmerso en la promoción del filme, tiene pendientes de estreno Truth Be Told, una de las primeras series originales de Apple TV, y la tercera temporada de Westworld para HBO.

En cuanto al Jesse, el intérprete está satisfecho de cómo la película cierra su historia: “Estaba tan contento con el final de Breaking Bad. No pensaba en que quería esto, una película que me explicara qué fue de él, o si lo necesitaba en la vida de Jessi o en la historia. Creía que aquel era un final precioso para la serie, pero cuando leí el guion de El Camino, pensé: ‘¡Gracias a dios que esto existe! Es un siguiente capítulo tan genial. Qué manera más bonita de despedirme de este tío’. Así que sí, creo que es una manera correcta y preciosa de decir adiós”.    

El Camino: Una película de Breaking Bad ya está disponible en Netflix.

Aaron Paul no quiere que veas las series en 1,5x

El actor de 'El camino: Una película de Breaking Bad' se ha mostrado contrario a los rumores acerca de que Netflix podría permitir aumentar o reducir la velocidad.

Cómo ‘El Camino: Una película de Breaking Bad’ ha hecho del fanservice un arte

El film que dirige Vince Gilligan no sólo conserva la excelencia de la serie que expande, sino que tambén desafía a quienes digan que es 'innecesario'.

‘El Camino: Una película de Breaking Bad’ duraba originalmente tres horas

El epílogo que Vince Gilligan ha querido darle a Jesse Pinkman (y a los fans de la serie) podría haber sido bastante más largo.

‘El Camino’: ¿Volveremos a ver a Jesse Pinkman en el futuro?

El pasado viernes Netflix estrenó 'Una película de Breaking Bad', y Aaron Paul ha hablado sobre las opciones de volver próximamente.