¿Qué comen los actores?

Jornadas de rodaje maratonianas y muchos tiempos muertos. ¿Cómo evitar la tentación de picar entre horas? Estos son los tentempiés favoritos de las estrellas de Hollywood.

Fruta

En nuestra cultura mediterránea parece lo más normal del mundo pensar en una manzana o una pieza de fruta como tentempié para largas jornadas de trabajo: sana, hidratante, fácil de llevar y consumir…

Pero en Hollywood ha hecho falta cierta concienciación para incluir cada vez más frutas en las mesas de catering de rodaje. Al menos ahora Robert Downey Jr. no tiene que ir escondiendo arándanos por el set, como hizo al rodar la primera Iron Man (2008).

Frutos secos

Cuando tu profesión hace necesario un cuidado máximo y casi obsesivo de la figura pero te somete a sesiones laborales maratonianas, tus mayores aliados para recuperar energías son los frutos secos.

Nueces, avellanas, almendras o castañas tienen un alto valor energético concentrado, así como antioxidantes fantásticos (vitamina E), buenos nutrientes, minerales y grasas insaturadas.

De todo eso sabe bastante Joe Manganiello, que se llevaba una bolsita de almendras al rodaje de True Blood, aunque luego todo lo que veas por internet sean fotos suyas comiendo dulces y helados.

Snacks de bolsa

No hay tabús: los actores de Hollywood también son seres humanos y, por lo tanto, están expuestos al insidioso influjo de las bolsas de patatas, fritos y demás “guarrerías” de sabor irresistible y arrepentimiento insoslayable.

Una cosa es apostar habitualmente por las comidas bajas en calorías y otra resistirse a una patata frita al alcance de la mano. Que se lo digan a Tom Hiddleston o a Jennifer Lawrence y su apasionado romance con los Doritos.

Galletas

A nadie le amarga un dulce. A las superestrellas de Hollywood, tampoco. Incluso actrices a las que nunca imaginarías mojando galletas en una taza de café con leche lo disfrutan de vez en cuando. ¿O cómo te crees que pasa el rato Claire Danes en las pausas de rodaje de Homeland? 

Y, para Olivia Munn, el café con galletas en el camerino ya es todo un ritual. En el caso de Gwyneth Paltrow, hay que llamarlas biscotti.

Langosta

La categoría de la comida que se ofrece en el catering de los sets suele variar según el presupuesto de la película en cuestión (no es lo mismo una superproducción que un filme indie, por supuesto), así que las superestrellas con afinidad por ciertos platos exclusivos tiene la opción de anticiparse y tomar las riendas del asunto.

Por ejemplo, así hizo Will Smith en el rodaje de La verdad duele, donde organizó un banquete compuesto por langosta, filet mignon y otras delicatessen. Seguro que a Robert Pattinson le habría gustado estar en esa peli, a juzgar por el deleite que le proporcionan las langostas con maíz.

Ensalada

Lo que todos asumimos que supone el alimento básico de cualquier persona que se gana la vida siendo filmada desde todos los ángulos posibles. Y así es: las ensaladas son las reinas del catering  de superestrellas en Hollywood, pero también hay diferencias.

Desde que compartieron un decenio de vida profesional, las protagonistas de Friends son inseparables de la ensalada que compartieron prácticamente cada día, perfeccionada por Jennifer Aniston.

Se trata de una variación de la ensalada Cobb enriquecida con garbanzos y jamón de pavo. Como declaró en su momento Courteney Cox, “si tienes que comer la misma ensalada durante 10 años, mejor que esté rica, ¿no?”.

Cualquier cosa

Al final, las mesas de catering están ahí para dar cuenta de ellas, así que los sandwiches, canapés, ensaladas o chucherías que haya de por medio terminarán siendo consumidos por las estrellas tanto como por el equipo técnico. Más aún en el caso de todoterreno gastronómicos como Dwayne Johnson Jennifer Lawrence.

¿La única precaución? No dejar un bol de frutas cerca de Kate Beckinsale…

Ir a la portada