Las edades de Sherlock Holmes

ESTUDIANTE DE ESO

Sherlock Gakuen (2014-2015)

A ver, decimos que es joven porque, en la serie japonesa Sherlock Gakuen, emitida por el canal NHK, Holmes vive en un internado con Watson. Pero las marionetas de madera dan tan mal rollo que igual es un viejoven que ha tripitido ad infinitum. Al lado de los diseños de Kōki Mitani, Chucky, más que un muñeco diabólico, parece el osito de mimosín.

BACHILLER

El secreto de la pirámide (1985)

Más crecidito y con la cara del espigado y narigón Nicholas Rowe –busca su cameo en Mr. Holmes– asistimos a sus primeros picores inguinales y a su primer mal de amores, que le dejaría impotente para el resto de sus aventuras. Todavía imberbe, Levinson nos explica el origen de su pipa, su trench coat de estampado tweed y su sociopatía severa.

VEINTEAÑERO

El caso de los traficantes asesinos (2002)

James D’Arcy, el remilgado mayordomo de Howard Stark en la serie Agent Carter, es un atractivo y guapetón colaborador de Scotland Yard que aprovecha su fama para marcarse menáge à trois con las primeras que se le pongam a tiro. Además le da a la bebida (¡y la heroína!) cosa fina… Locuras de la edad, ya se sabe.

TREINTAÑERO

Sherlock (2010-…)

Según Gattis y Moffat, los creadores de la archipopular Sherlock, el carismático personaje encarnado tiene la misma edad que el actor que lo protagoniza, Benedict Cumberbatch. Es decir, 34 muy bien llevados. Eso lo explicaría todo: dicen que tiene síndrome de Asperger, pero su escasa libido y su frialdad más nos hacen temer que está en plena crisis de los treinta.

ETERNO

El perro de los Baskerville (1939)

Ha habido muchos Sherlocks, pero todos, o casi todos, están en Basil Rathbone. Entre 1939 y 1946, en catorce películas, nadie como él fue capaz de encarnar y vestir al personaje. Y es que a Conan Doyle le interesaba tanto el detalle en las aventuras que se le olvidó precisar el atrezzo del detective. Gorra de cazador, lupa (herencia de las ilustraciones de Sidney Paget) y la legendaria pipa curva. Las heredó Peter Cushing para la pequeña pantalla en su serie para la BBC (1965-1968). Si uno y otro conforman el Holmes más canónico, es el de La vida privada de Sherlock Holmes (1970) la más clásica de sus variantes. Billy Wilder deslizaba la relación homosexual entre Holmes y Watson o el descubrimiento del monstruo del Lago Ness.

CUARENTÓN

Sherlock Holmes (2009)

La primera aventura del Sherlock Holmes encarnado por Robert Downey Jr. transcurre en 1891, cuando tiene 37 añitos, pero por más cachitas que esté el actor, a sus 44 primaveras, como que no cuela… Lo tronchante es que, en el mismo año de 1891, tiene lugar la secuela, Juego de sombras, estrenada dos años después. La verdad es que esos 365 días no se los deseamos a nadie.

CINCUENTÓN

Holmes & Watson. Madrid Days (2012)

De nuevo, o mienten las fechas o mienten los actores: Gary Piquer viaja a Madrid en 1890 (¡un año antes que Downey Jr.), pero bueno, también se supone que habla un castellano castizo. No nos cuadra que sea un treintañero con semejantes canas, la verdad. Aunque bien es cierto que la polución de Madrid avejenta a cualquiera…

ABUELETE

Los años dorados (1991)

Tras chuparle el cuello a las actrices más jamonas de Europa, Christopher Lee le hincó también el diente al mito en dos telefilmes (Incidente en las cataratas Victoria y Sherlock Holmes y la prima donna) agrupados bajo este título. Aquí, Holmes/Lee vive en Sussex como un prejubilado cualquiera dedicado a la apicultura cuando es requerido por su alteza real. Estamos en 1910, así que Holmes tiene 56 añitos.

BICENTENARIO

Sherlock Holmes en el s XXII (1999)

Probablemente nadie ha sido tantas veces criogenizado y descongelado como este Sherlock. Nuestro favorito es la serie de animación japonesa. Teniendo en cuenta que su pista desaperece en 1914, son casi 260 años los que tiene la criatura. Al más puro estilo vudú, desentierran su momia putrefacta y le inyectan un suero “de rejuvenecimiento celular”. Y se supone que es para niños…

Ir a la portada