CRÍTICA

El francotirador

6

Por
16 de febrero de 2015

A personas como Clint Eastwood resulta inútil encasillarlas ideológicamente. Como John Ford, tiene un código en el que conviven fundamentos reaccionarios, instintos de supervivencia, la caridad cristiana y conclusiones progresistas. Tampoco se puede esperar de él una conexión con el presente. Si su empatía con el tiempo en el que vive ha sido escasa, imagínate qué niveles marcará ahora que tiene 84 años. Lo suyo es la épica, no hacer piezas informativas para la CNN.  A otro director, la historia real de Chris Kyle, el francotirador más letal del ejercito de EE UU, le habría accionado el piloto automático antibelicista. Pero Clint no tiene complejos y tampoco siente la necesidad de agradar o resultar conveniente. Llama guerra a lo que muchos consideramos invasión, y no le da vueltas a la legitimidad de la caza del talibán en suelo extranjero. Es un patriota y un profesional, como su personaje. Por supuesto, tanta muerte y violencia a su alrededor le afecta, pero esas cosas se las guarda uno. Otra cosa sería exhibicionismo emocional. Bradley Cooper, dado al exceso generalmente, hace suyo ese principio, y borda un papel muy exigente en el que todo sucede en las tripas de su personaje. Sin embargo, y aún siendo lo mejor de Eastwood desde Gran Torino, el filme no encuentra el balance entre sus dos partes –bélica (excelente) y doméstica (trazo gruesísimo)– ni la intencionalidad detrás de la historia.

A personas como Clint Eastwood resulta inútil encasillarlas ideológicamente. Como John Ford, tiene un código en el que conviven fundamentos reaccionarios, instintos de supervivencia, la caridad cristiana y conclusiones progresistas. Tampoco se puede esperar de él una conexión con el presente. Si su empatía con el tiempo en el que vive ha sido escasa, imagínate qué niveles marcará ahora que tiene 84 años. Lo suyo es la épica, no hacer piezas informativas para la CNN. 

A otro director, la historia real de Chris Kyle, el francotirador más letal del ejercito de EE UU, le habría accionado el piloto automático antibelicista. Pero Clint no tiene complejos y tampoco siente la necesidad de agradar o resultar conveniente. Llama guerra a lo que muchos consideramos invasión, y no le da vueltas a la legitimidad de la caza del talibán en suelo extranjero. Es un patriota y un profesional, como su personaje. Por supuesto, tanta muerte y violencia a su alrededor le afecta, pero esas cosas se las guarda uno. Otra cosa sería exhibicionismo emocional. Bradley Cooper, dado al exceso generalmente, hace suyo ese principio, y borda un papel muy exigente en el que todo sucede en las tripas de su personaje. Sin embargo, y aún siendo lo mejor de Eastwood desde Gran Torino, el filme no encuentra el balance entre sus dos partes –bélica (excelente) y doméstica (trazo gruesísimo)– ni la intencionalidad detrás de la historia.

Eastwood viaja a tierra hostil, pero se queda en tierra de nadie.

SINOPSIS:

Adaptación a la gran pantalla de la autobiografía del Navy SEAL Chris Kyle, un tejano con el récord de muertes como francotirador del ejército norteamericano. El marine del grupo de operaciones especiales de la Marina de los Estados Unidos Chris Kyle es enviado a Irak con una sola misión: proteger a sus compañeros. Su precisión milimétrica salva incontables vidas en el campo de batalla y, a medida que se extienden sus valientes hazañas, se gana el apodo de “Leyenda”. Sin embargo, su reputación también crece detrás de las líneas enemigas, de manera que ponen precio a su cabeza y se convierte en objetivo prioritario de los insurgentes. Al mismo tiempo también se está enfrentando a otra batalla en casa: ser un buen marido de Taya Renae Kyle (Siena Miller) y un buen padre desde el otro lado del mundo. A pesar del peligro, Chris sirve durante cuatro angustiosas misiones en Irak, personificando el emblema del credo de los SEAL: “no dejar a ningún hombre atrás”.

FICHA TÉCNICA

GÉNERO: ,

DIRECTOR:

REPARTO: , ,

GUIÓN: ,

PAIS: Estados Unidos

DURACIÓN: 132

EDAD RECOMENDADA: na

DISTRIBUIDORA: Warner Bros

ESTRENO: 20 de Febrero de 2015

Olivia Wilde (‘Richard Jewell’): “Es un malentendido del feminismo esperar que las mujeres no tengan sexo”

Lo nuevo de Clint Eastwood está basado en los actos terroristas que azotaron a los Juegos Olímpicos de Atlanta en 1996.

‘Joker’: Así es el ‘cameo’ de Clint Eastwood en la película de Todd Phillips

El director de ‘Gran Torino’ y ‘Mula’ se deja de ver de forma inesperada en uno de los momentos de mayor apogeo.

‘Richard Jewell’: Primer tráiler de lo nuevo de Clint Eastwood

Tras un rodaje acelerado, el pistolero más rápido de Hollywood sorprende con las primeras imágenes de su nueva película.

Clint Eastwood sigue siendo el más rápido de Hollywood

El director de 'Sin Perdón' ha terminado 'Richard Jewell' en solo seis meses para llegar a tiempo a los Oscar.