Series

‘Riverdale’: Lili Reinhart niega las acusaciones de agresión sexual

La actriz asegura que están estudiando tomar acciones legales contra la usuaria de Twitter que la ha acusado junto a Vanessa Morgan, KJ Apa y Cole Sprouse de abuso y acoso.

Por
22 de junio de 2020

Este fin de semana, los actores Lili Reinhart, Vanessa Morgan, KJ Apa y Cole Sprouse, todos ellos parte del elenco protagonista de la serie Riverdale, han sido acusados en redes de agresión sexual y acoso.

El domingo, la usuaria detrás de una cuenta de Twitter recién creada afirmaba que Sprouse le tocó el pecho en una fiesta en una serie de tuits y los fans de la serie no tardaron en señalar las similitudes entre estos mensajes y otros similares que cargaba contra Reinhart, Morgan y Apa en esos mismos términos.

Reinhart y Sprouse no han tarado en negar y denunciar estas acusaciones a través de sus perfiles en Twitter:

“Hoy a primera hora tres de mis compañeros y yo hemos sido acusados falsamente de agresión sexual por cuentas anónimas en Twitter”, ha explicado Sprouse: “Me tomo estas acusaciones muy en serio y trabajaré con el equipo adecuado para llegar al fondo de todo esto”.

“Las falsas acusaciones provocan un tremendo daño en las víctimas de agresiones reales”, ha añadido. “Yo nunca silenciaría a nadie. Animo a la gente a que investigue las acusaciones, ya que los eventos que se detallan son objetivamente mentira”. “Este parece ser el último reclamo en una serie de incidentes que buscan eliminarnos a mis compañeros y a mí”, ha concluido

Morgan, otra de las afectadas, ha retuiteado el mensaje de Sprouse, al igual que Reinhart, que ha añadido lo siguiente: “Siempre me he tomado las acusaciones por agresión sexual muy en serio. Pero se ha probado que esta cuenta ha sido creada específicamente para inventar historias falsas sobre el elenco y sobre mí”. “

“No se me ocurre nada más retorcido que mentir sobre una agresión sexual”, ha continuado la actriz: “Invalida a los hombres y mujeres que son lo suficientemente valientes para contar la verdad. Este tipo de mentiras pueden arruinar vidas y carreras, y puedo llamarlo una mentira porque la persona que ha hecho estas acusaciones ya ha admitido que las historias eran inventadas”.

En el hilo de Twitter, la actriz también ha asegurado que están estudiando “tomar acciones legales” tras las acusaciones. “Este tipo de conducta enferma solo hiere a los supervivientes. Esto ha sido un detonante para mí y terrible porque siempre he apoyado y creído a los supervivientes”.

“Espero y rezo para que esto no desanime a los supervivientes a que hablen de sus experiencias”, ha terminado.

Tal y como recoge la siguiente cuenta, todo empezó cuando una usuaria de Twitter asguró que fue violada por Cole Sprouse en una fiesta en Nueva York.

Horas más tarde, esa misma cuenta acusaba a Morgan, Reinhart y Apa, de abuso y acoso, para minutos después decir que “era una broma”.