Series

‘El visitante’: Goya inspira la adaptación más terrorífica de Stephen King

La serie de HBO creada por Richard Price a partir de la novela de Stephen King toma referencia visual de algunas de las obras más inquietantes del pintor español.

Por
26 de febrero de 2020

La miniserie El visitante, actualmente en emisión en HBO, es una de las experiencias más terroríficas del año. Pone los pelos de punta sin recurrir a sustos baratos, transmitiendo una sensación fatalista suficiente para helar el alma.

No debería pillarnos por sorpresa, ya que al frente de esta adaptación de la novela homónima de Stephen King está un maestro de la narración a fuego lento como Richard Price. Por algo tiene en el currículum sus colaboraciones con David Simon (The Wire, The Deuce) y The Night Of. Aunque, gracias a Mike Flanagan y Andy Muschietti, vivimos un tiempo próspero para buenas adaptaciones de King, la miniserie de El visitante es claramente una de las mejores.

SPOILERS DE ‘EL VISITANTE’ T1E03

La historia de El visitante arranca con el brutal asesinato de un niño de 11 años en un pueblo de Georgia. El detective de policía Ralph Anderson (interpretado con parsimoniosa maestría, como es habitual, por Ben Mendelsohn) identifica rápidamente las evidencias que apuntan a un profesor local como culpable y lo arresta, pero pronto aparecen pruebas igual de concluyentes que lo sitúan en otro lugar cuando se cometió el crimen. ¿Cómo podían dos personas idénticas estar en sitios distintos al mismo tiempo?

De atmósfera tan densa y amenazante como la primera temporada de True Detective, en El visitante los elementos sobrenaturales no tardan en aparecer. Pronto se establece que el autor de este asesinato, y muchas otras muertes de niños, es el Coco; o el Cuco, como se refieren a esta criatura de pesadilla los personajes de la serie.

Aunque se recuerda que la idea de un ser malvado comeniños está presente en multitud de culturas –del boogeyman anglosajón al Pugot Mamu filipino–, el Coco latino, presente en folclore español, portugués y latinoamericano, es el que más prende en la detective privada Holly Gibney (Cynthia Erivo), quien lleva la investigación del caso por terrenos sobrenaturales. Incluso se recita la nana española “Duérmete niño, duérmete ya, que viene el Coco, y te comerá”. 

Además, los responsables de El visitante han tomado como inspiración visual para su criatura ejemplos sacados de la obra pictórica de Francisco de Goya. En concreto, dos grabados de la serie de los Caprichos. El titulado Lo que puede un sastre (1799), donde aparece amenazando a unas niñas una figura encapuchada muy similar al aspecto del Cuco en la miniserie.

Y, muy adecuadamente, Que viene el coco (1799), donde otra figura encapuchada acecha a una joven madre y sus hijos.

También, el óleo de Saturno devorando a su hijo (1823), perteneciente a las Pinturas negras del artista. De esta en concreto aparece una reproducción entre la imaginería de criaturas comeniños que revisa Holly al final del tercer episodio de El visitante.

Todo muy acorde con una historia donde los niños son las víctimas de seres monstruosos que los matan y, sí, devoran. Si bien el último cuadro parte de un pasaje de la mitología romana, en el caso de los grabados de los Caprichos se trata de incisivas críticas de Goya a la sociedad de su época, como la superstición de la población española.

Isabel de Ocampo presta su Goya a los pacientes del hospital Ramón y Cajal ingresados por coronavirus

Obtuvo el premio a Mejor cortometraje de ficción en 2009, por 'Miente', y ahora le ha dado un uso inesperado a su galardón.

Recomendaciones en Netflix, HBO, Amazon Prime, Movistar+ y Filmin esta semana de coronavirus

Que el coronavirus no te impida disfrutar de las joyas de los catálogos.

Hoy comienza la Semana de Cine Español de Carabanchel

La 38 edición de este festival se extenderá del 26 de enero al 2 de febrero y homenajeará con el Premio Puente de Toledo 2020 al actor Tito Valverde.

Palmarés de la 34ª edición de los Premios Goya

'Mientras dure la guerra'. 'Dolor y gloria' y 'La trinchera infinita' se situaban como las películas favoritas de este año.