Series

‘Aquí no hay quien viva’: así era la serie española que batió récords de audiencia

Hablamos con las actrices María Adánez, Emma Ozores y el director Juan Luis Iborra del mayor fenómeno de la comedia televisiva española.

Por
15 de marzo de 2019

Allá por 2003, llegaba a las pantallas una de las series de televisión que más huella han dejado en la cultura popular española. Aquí no hay quien viva, creada por Iñaki Atiztimuño, Alberto Caballero y Laura Caballero, logró que millones de espectadores se troncharan de la risa durante los 90 episodios —repartidos a lo largo de cinco temporadas— que se emitieron de la ficción en Antena 3. Bastante coral e inspirada en el popular tebeo de Francisco Ibáñez 13 Rue del Percebe, la serie retrata la vida de una alocada y peculiar comunidad de vecinos que reside en el ficticio edificio de Desengaño 21.

La comedia tenía todo para triunfar, y lo hizo. Sin recrearse en palabras de moda o chistes sobre la actualidad, y prescindiendo de las tradicionales risas enlatadas (algo que, en un principio, quería la cadena), enganchó a la audiencia rápidamente. Quizás porque, en cierto modo, sus tramas eran una certera radiografía del español medio. “Pienso que España es un país que no da superhéroes, pero sí nos vemos muy reflejados en el perdedor. Todo el mundo se sentía identificado con esa comunidad de vecinos”, comenta a CINEMANÍA la actriz María Adánez, que dio vida a la pija Lucía durante las cuatro primeras temporadas de la serie.

Para la madrileña, que ahora lleva varios años triunfando sobre las tablas, el punto fuerte de esta comedia estaba en sus guiones, pero también en su excepcional reparto —sus responsables apostaron por la combinación de un grupo de actores consagrados (como Emma Penella, Loles León o Gemma Cuervo) y otro de jóvenes figuras de la pantalla (María Adánez o Daniel Guzmán)—. “Los guiones tocaban temas muy actuales y transgresores. Es la primera serie de la televisión española que trata la homosexualidad de una manera muy natural. Recuerdo a mi sobrino, con cinco años, en una manifestación del Orgullo Gay. Me decía ‘ese de ahí es gay’. Y yo le preguntaba ‘¿pero tú sabes lo que es ser gay?’. Respondía: ‘Pues claro, un chico que quiere a otro chico. ¡Si lo veo en tu serie!’”, cuenta Adánez.

La serie llegó a ganar un Ondas y sus protagonistas dejaron frases memorables que la gente sigue usando a diario (como el “Un poquito de por favor” que tantas veces soltaba Emilio —el personaje interpretado por Fernando Tejero— y que Antena 3 llegó a usar para sus campañas de seguridad vial).

“Para mí, contó con unos guiones buenísimos y divertidísimos, un casting de actores estupendo y una dirección muy buena. Cuando todo eso se junta, se consigue el éxito”, explica Emma Ozores, que interpretó a Mamen durante doce episodios —aunque, en un principio, se le ofreció el papel de ‘La Hierbas’, a quien finalmente interpretaría Isabel Ordaz (“Cuando me ofrecieron [hacer de] La Hierbas, yo estaba haciendo otra serie, y los de esa serie no me dejaron [aceptarlo]. Luego, tiempo después, me volvieron a llamar y el papel de Mamen sí que lo pude compaginar”).

 

UNA PRODUCCIÓN INFERNAL

El éxito de la serie, emitida entre 2003 y 2006, no fue una broma: superó el 30% de share de media en todas sus temporadas —llegando a conseguir, en algunos momentos, picos de audiencia de más de ocho millones de espectadores—. Unos datos difícilmente imaginables hoy día, con tantas cadenas, plataformas y métodos para consumir el contenido televisivo.

Y precisamente ese repentino éxito —inesperado por la cadena— hizo que rodarla se volviera cada vez más exigente. En un momento dado, y para sorpresa de los hermanos Caballero, los responsables de la cadena comunicaron en una rueda de prensa que ANHQV sería una “serie de producción continuada”. Así, las grabaciones empezaron a prolongarse durante más horas de las aconsejables cada día, y el equipo comenzó a ir muy apurado con las entregas.

“La cadena empezó a pedir más y más capítulos. Eso supuso que no pudiéramos tener un tiempo de preparación [preproducción]. Las series suelen hacer temporadas de unos 13 capítulos, pero luego cuentan siempre con un tiempo de preproducción (para preparar guiones y demás). Fue tal el éxito, que la cadena no quiso que tuviéramos ese tiempo”, explica Adánez sobre ese boom.

“Durante casi dos años, el ritmo fue frenético en cuanto a horarios y horas de rodaje, trabajando los sábados e, incluso, algún domingo. Se llegaron a entregar capítulos casi el mismo día de la emisión. Pero, por otro lado, todo el equipo que estábamos ahí sabíamos que estábamos haciendo una joya de serie”, añade. Eso sí, a pesar de su arrollador éxito, la comedia llegó a su quinta y última temporada arrastrando un cierto desgaste —todo sea dicho de paso—. De hecho, su propio creador señaló en más de una ocasión que esa última tanda de episodios sobró.

El director de cine y guionista Juan Luis Iborra, que trabajó dirigiendo una de las temporadas de la televisiva serie, dice que aquella experiencia supuso un antes y un después en su carrera. “Me tuve que adaptar corriendo al ritmo de trabajo frenético, casi diría inhumano, pero con unos resultados maravillosos, gracias (sobre todo) a un gran grupo de actores que funcionaban a la perfección. Trabajar en ANHQV fue una agotadora, pero única experiencia. No había posibilidad de descanso, pero los resultados nos alimentaban y hacían olvidar las largas jornadas de trabajo”, explica a nuestra revista.

La serie, de la que después saldría La que se avecina —que actualmente sigue produciendo y emitiendo Telecinco con bastante éxito —, ofreció a los espectadores su último capítulo en julio de 2006, después de que el contrato entre Miramón Mendi —productora de la serie, propiedad de José Luis Moreno— y la cadena Antena 3 finalizase —y de que Telecinco comprase por 11 millones de euros el 15% de las sociedades audiovisuales de Moreno, estableciendo por contrato una relación de exclusividad con el artista—.

Eso sí, la marca Aquí no hay quien viva siguió perteneciendo a Antena 3 y esta cadena ha continuado explotando el producto, con innumerables reposiciones de la serie que tantas alegrías, estrés y dinero le dio en su día.

‘Vengadores: Endjunta’: Así es el crossover que une a Marvel y ‘Aquí no hay quien viva’

Un usuario de Twitter retoca el cartel de 'Vengadores: Endgame' con los personajes de la serie 'Aquí no hay quien viva'