Vídeo del día: Cuando Scorsese te da en toda la cara

Al genio de Little Italy le gusta acercar su cámara a toda velocidad hacia sus actores favoritos, o hacia los fetiches que le atormentan. Este montaje es la mejor prueba

Por
03 de noviembre de 2016

¿Cuántos años lleva haciéndolo? Respuesta fácil: todos. Malas calles (1973) estaba ya llena, en El lobo de Wall Street (2013) seguía en lo mismo y, seguramente, Silencio también contendrá unos cuantos: en todas sus películas, Martin Scorsese ha practicado con fruición ese movimiento conocido como ‘dolly zoom’, y que consiste en acercar la cámara a toda leche hacia el objeto de su interés, bien sea este el rostro de Robert De Niro, de Daniel Day-Lewis o de Leonardo DiCaprio (o de Sharon Stone, o de Cybill Shepherd, o…), bien uno de esos fetiches (el dinero, las drogas) que le traen por la calle de la amargura, para darnos con ellos, como quien dice, en los morros. Así pues, el montador Jorge Luengo ha tenido mucho donde escoger a la hora de realizar este vídeo, que recoge los mejores ‘dolly zooms’ del genio de Little Italy en las películas ya citadas, y en Toro salvaje, ¡Jo, qué noche!, Uno de los nuestros y el resto de clasicazos que componen su filmografía. Lo que se dice ejemplos de cine que te arrean en toda la cara.

Martin Scorsese // Fast Dolly Zoom in from Jorge Luengo Ruiz on Vimeo.

Jonah Hill es el actor que más palabrotas ha dicho en toda su carrera

El protagonista de 'Supersalidos' y 'El lobo de Wall Street' ha superado incluso a Samuel L. Jackson, que llevaba varios años ostentando ese honor.

El hombre que inspiró ‘El lobo de Wall Street’ demanda a la productora de ‘El lobo de Wall Street’

El magnate Jordan Belfort, fundador de Stratton Oakmont, fue interpretado por Leonardo DiCaprio en la exitosa película que dirigió Martin Scorsese.

Un Leonardo DiCaprio para cada día de la semana

¿Qué día es hoy? Con saber la expresión de Leonardo DiCaprio que le corresponde no necesitas saber nada más.

Julie Andrews rechazó un papel en ‘El lobo de Wall Street’ porque estaba “muy drogada”

Scorsese quiso que la actriz de 'Sonrisas y lágrimas' fuera tía Emma, pero ella tuvo que rechazar el papel por culpa de unos analgésicos nivel Jordan Belfort.