Steve McQueen: La pieza que le falta a Tarantino en el engranaje Sharon Tate

Tras la noticia de la aparición de Bruce Lee en 'Once Upon a Time in Hollywood', lo nuevo de Tarantino, nos preguntamos ¿Qué papel jugará Steve McQueen?

Por
16 de agosto de 2018

A cada noticia que surge, mayores son las expectativas con Once Upon a Time in Hollywood, el nuevo proyecto de Quentin Tarantino. Cuando no vemos extrañas referencias a la sexploitation más oculta, nos enteramos que la película tendrá a Bruce Lee como personaje.

Precisamente, esta última noticia nos reafirma en lo que íbamos sabiendo de una u otra forma, que el asesinato de la actriz Sharon Tate a manos de la secta de Charles Manson va a desempeñar un papel fundamental en la nueva historia del director de Jackie Brown y Malditos Bastardos.

Curiosamente, Lee completa el puzzle de rostros conocidos en torno a la que fuera pareja de Roman Polanski, en el que otra pieza fundamental será Steve McQueen, al que da vida Damian Lewis.

¿Por qué?

Al igual que Bruce Lee o el peluquero Jay Sebring, el actor de El Yang-Tsé en llamas formaba parte del círculo íntimo de Polanski y Tate gracias a su amistad con Sebring, que ya vemos que era una pieza capital en todo esto (¿saldrá también en la película de Tarantino?) y de hecho, McQueen era considerado el mejor amigo de la actriz, con la que años antes había mantenido una relación sentimental.

Como sabrá cualquiera que haya profundizado en la atribulada biografía de Steve McQueen, los últimos años 60 no fueron especialmente buenos para la estabilidad del actor. McQueen bebía como un personaje de Scott Fitzgerald y coqueteaba con las drogas día y noche. Hollywood se había sabido aprovechar de la fuerza de la naturaleza que era el antiguo militar, quien en lugar de sentar la cabeza ahora que tenía dinero, iba camino de la autodestrucción.

Aunque estaba casado con la actriz y bailarina Nelie Adams -que aguantaba pacientemente la situación esperando encontrar una solución al errático comportamiento del actor-, eran frecuentes sus escarceos amorosos con los que le era infiel.

La noche en que Tate y sus invitados fueron asesinados, McQueen, al igual que Bruce Lee, estaba invitado a la cena (primero en un restaurante y después en la fatídica casa de Cielo Drive). Sin embargo, a diferencia del actor de Operación Dragón, McQueen no declinó la invitación.

No fue hasta el último momento, poco antes de salir de casa con Sebring y dirigirse al restaurante en el que habían quedado, cuando el protagonista de Bullit cambió de planes. Una de sus amantes le había ofrecido un mejor plan, con lo que dejó solo a Sebring y dio plantón a Sharon Tate y los demás amigos, que cenaron y se fueron a la casa de la actriz mientras McQueen vivía otra de sus noches de juerga etílica y desenfreno sexual.

La noticia de la matanza dejó en shock al actor, que descubrió que se había librado en el último minuto de morir, y como medio Hollywood, se volvió paranoico pensando que él podría ser la siguiente víctima de unos asesinos de los que poco se sabía en aquel momento. De hecho, como ayer contábamos, no podía salir a la calle sin ir armado.

Tal fue el impacto que causó la muerte de sus amigos en McQueen que no pudo ni ir al entierro de su amiga, algo que Polanski jamás le ha perdonado.

Por contra, muchos años después, cuando murió Bruce Lee –el otro miembro del grupo que se salvó por los pelos- McQueen fue uno de los que portó el ataúd. ¿Qué papel jugará el protagonista de Papillon y El Rey del juego en la historia de Tarantino?

Cancelan el estreno de ‘Érase una vez en Hollywood’ en China debido a la escena de Bruce Lee

Y la culpa parece ser de Shannon Lee, quien ya lleva tiempo quejándose del retrato que el film hace del maestro de artes marciales.

“Estaría bien que se callara”: La hija de Bruce Lee responde a Tarantino

El director de 'Érase una vez en Hollywood' se defendió de las críticas por el reparto de este actor asegurando que era

Tarantino defiende su retrato de Bruce Lee: “Era un tipo arrogante”

La breve aparición de la estrella de artes marciales en un rodaje ha sido una de las escenas más cuestionadas de la película de Tarantino sobre el Hollywood de 1969.

Crecen las críticas a ‘Érase una vez en Hollywood’ por el retrato de Bruce Lee

La hija y el protegido del actor (experto en artes marciales) han querido desmentir la visión sobre su arrogancia.