Los 13 mejores villanos de Mortadelo y Filemón

¿Es Jimmy el Cachondo el rival definitivo de los agentes de la TIA? Cualquiera de estos criminales se merecería luchar contra los antihéroes de Ibáñez en su propia película.

Por
25 de noviembre de 2014

Ya están aquí otra vez… y, en esta ocasión, más animados que nunca. Mortadelo y Filemón contra Jimmy el Cachondo no es sólo el regreso al cine de  los agentes de la TIA (Técnicos de Investigación Aeroterráquea, por si alguien no lo recuerda), de nuevo con Javier Fesser como director. También es su primera incursión en el 3D digital, un territorio en el que, dada su propensión intrínseca a la locura y el descuajeringamiento, se sentirán como en casa. Además, como su propio título delata, el filme enfrenta al larguirucho de los mil y un disfraces y a su insoportable jefe contra un villano del todo original… pero que pasará a las viñetas en un álbum  que el propio Francisco Ibáñez, creador de nuestros espías desastrosos favoritos, publicará a finales de este año.

Ahora bien, ¿es Jimmy el Cachondo el adversario más peligroso de Mortadelo y Filemón? Pues, con todos nuestros respetos a sus capacidades para el mal, lo dudamos. Porque, tratándose de los personajes más importantes de la historia del cómic español, con 56 años de historia 198 aventuras publicadas, los subordinados del Superintendente Vicente han tenido tiempo para acumular una galería de oponentes ante la cual palidecen las de Batman, Spiderman, Superman y otros advenedizos del otro lado del Atlántico. Para demostrártelo, hemos elaborado esta lista con los 13 antagonistas (sí, como la 13, rúe del Percebe) que han puesto en mayores aprietos a los antihéroes de Ibáñez: cuando aprendas sobre ellos, seguro que deseas verles tramar villanías en pantalla grande.

Chapeau ‘El Esmirriau’

chapeau

Luchó contra la TIA en… Chapeau ‘El Esmirriau’ (1971)

¿Por qué es tan peligroso? A primera vista, Chapeau (dedicado al robo de joyas, y de probable origen aragonés) no parece gran cosa: sólo un señor bajito y desaliñado con un perenne cigarrillo en la boca y un sombrero enorme. Pero no le subestimes, porque dentro de ese bombín rojo acecha un arsenal de armas y gadgets (desde un helicóptero a una garra mecánica, pasando por una colección de objetos contundentes) que dejarían pasmado al mismísimo Q, y que te dejarán noqueado de las formas más imprevistas mientras él se aleja tarareando su grito de guerra: “Riau, riau”. Huelga decir que Mortadelo y Filemón le subestimaron, algo que, para variar, hubieron de pagar con creces una vez, y otra, y otra…

Aniceto Papandujo

brujo

Luchó contra la TIA en… El brujo (1977)

¿Por qué es tan peligroso? Aniceto Papandujo se ganó su mote de ‘El Brujo’ cuando sus vecinos constataron que siempre llegaba a fin de mes pese a cobrar una birria de pensión. Resultó que, efectivamente, aquello era cosa de magia, así que este jubilado con boina decidió ganarse unos ingresos extra haciendo ‘trabajitos’ como asesino paranormal a sueldo. Dotado con los poderes de la telepatía, la telequinesia y la Telesfora (“La mujer de un servidor, que tumba a una mula de una bofetada”), así como de una larga colección de rituales y pócimas para echar mal de ojo, Aniceto es una combinación mortífera entre lo sobrenatural y lo castizo capaz de dejar en mantillas a John Constantine y al Doctor Extraño, juntos o por separado: si le ves poniéndose el manto rojo de los aquelarres, sal pitando antes de que te pille el toro.

El profesor Von Nassen

nassen

Luchó contra la TIA en… El elixir de la vida (1973)

¿Por qué es tan peligroso? La lista de mad doctors que ha desfilado por las aventuras de Mortadelo y Filemón es casi inacabable. Pero, si tuviéramos que elegir al científico cuyo grado de peligrosidad se acerca más al del profesor Bacterio (cosa difícil por lo demás) este villano de prominente apéndice nasal encabezaría la lista. Y es que Von Nassen no sólo ha creado una pócima capaz de dar vida a los objetos inanimados,  sino que también sabe cómo usarla con relativa sensatez. Recrear esas escenas en las que nuestros agentes sufren las iras de una silla, una gallina de piedra (un tanto indigesta, por mucho que se la ponga a fuego lento) o una pajarita de papel gigante sería un reto y una delicia para cualquier equipo de animadores.

El gang del Chicharrón

chicharron

Luchó contra la TIA en… Contra el ‘gang’ del Chicharrón (1969)

¿Por qué es tan peligroso? Es bien sabido que, durante el franquismo, la censura no permitió que Ibáñez incorporase personajes femeninos a sus historietas. Una pena, porque si la banda dirigida por Gedeón ‘El Chicharrón’ tuviese alguna fémina en sus filas (no necesariamente tan maciza como Uma Thurman) sería el equivalente mortadélico del Escuadrón Asesino Víbora Letal (Kill Bill).  Los diez miembros de esta élite del crimen lucen personalidades y habilidades de lo más contrastadas, desde la velocidad sobrehumana de Kar-Akol ‘El Mongol’ hasta el maquiavelismo aristocrático del Vizconde Godofredo, pasando por el inigualable sistema de deducción rápida de su líder: si recuerdas aquello de “Los gatos no fuman, si no fuman es que no tienen para tabaco…”, seguramente tendrás que interrumpir la lectura de este informe mientras te dure el ataque de risa.

El Bacilón

bacilon

Luchó contra la TIA en… El Bacilón (1983)

¿Por qué es tan peligroso? Hasta ahora, los enemigos de Mortadelo que han aparecido en nuestra lista han sido peligrosos… pero también humanos. El Bacilón, en cambio, es una criatura de pesadilla que no se encontraría fuera de lugar en un filme de John Carpenter: hablamos de un virus mutante (y gigante), de purulenta anatomía y casi nula inteligencia, al que le da por regodearse en los lugares donde reina la polución ambiental. O, lo que es lo mismo, en casi todos los rincones de una ciudad cualquiera. A falta de una teniente Ripley que le plante cara, Mortadelo y Filemón serán los encargados de neutralizar al monstruo. ¿Hace falta decir que sembrarán el caos en el proceso?

Rodolfo Cobardino

cobardino

Luchó contra la TIA en… ¡Soborno! (1977)

Se ha construido un chalet en el albero de una plaza de toros, ha recalificado el terreno de juego de un campo de fútbol (obligando al equipo local a reconvertirse en un club de canicas), ha amañado todos los encuentros deportivos posibles, y ahí sigue tan campante, comprando voluntades en las esferas del poder: dadas sus habilidades para la corrupción y el mangoneo, este magnate inmobiliario se sentiría hoy como en casa en la primera plana de cualquier periódico. Como en el mundo de Ibáñez no existe la Fiscalía Anticorrupción, la tarea de poner fin a su reparto de sobres (o, más bien, de maletines: Cobardino es así de generoso) recae en nuestros agentes secretos, quienes se harán cargo de ella con su incompetencia habitual.

Bruno ‘El Megavatio’

megavatio

Luchó contra la TIA en… Kilociclos asesinos (1980)

Tras ser encarcelado por la TIA (su crimen: comprar cajas, llenarlas de grillos y venderlas como si fueran radios japonesas), Bruno ‘El Megavatio’ logró fugarse de prisión excavando un túnel a mordiscos. Habiendo padecido esa ordalía masticatoria, Bruno está deseando cobrarse su venganza contra el Superintendente Vicente. Y, como es un ingeniero electrónico de talento, el instrumento de ese ajuste de cuentas será un aparato capaz de anular la voluntad del portador y convertirle en un pelele a sus órdenes. Si tenemos en cuenta que el aparato de marras es tan pequeño que puede ser camuflado en cualquier objeto, y añadimos a eso el ambiente de fraternal confianza que reina entre Mortadelo, Filemón y sus compañeros de trabajo… Pues tendremos los ingredientes de un tecnothriller tan lleno de paranoia como de carcajadas.

Lucrecio Borgio

lucrecio

Luchó contra la TIA en… El caso del bacalao (1970)

¿Propagar una sustancia anticonceptiva desde una estación espacial? ¿Hacerse con todos los diamantes de Sudáfrica? ¿Blanquear dinero mediante sofisticadas partidas de póker en el Casino Royale? ¡Paparruchas! Los planes de Lucrecio Borgio (“¡El rey de la Maffia!) dejan en mantillas a los de cualquier enemigo de James Bond: que nosotros sepamos, ni a los cerebros de Spectra, ni a los de Quantum, se les ha ocurrido nunca una brillante estrategia de dominación mundial basada en la compra y distribución de bacalao seco. Si quisiéramos pecar de desconfiados, por cierto, juraríamos que el duelo entre los agentes de la TIA y este criminal de acento molto pecculiare ha tenido ecos en las aventuras de 007. Porque, al igual que en Quantum of Solace, en la trama de El caso del bacalao juega un papel muy importante el suministro de agua…

El Doctor Bíchez

bichez

Luchó contra la TIA en… El espeluznante doctor Bíchez (1998)

Los fans de Mortadelo y Filemón suelen deplorar que, de los 90 en adelante, Ibáñez optase por basar sus historias en temas de actualidad, llenándolas de caricaturas y personajes ‘demasiado reales’. Pues bien: en este cómic, relativamente reciente, el autor prescindió de esa añagaza para enfrentar a Mortadelo y Filemón contra uno de sus enemigos más terroríficos. Capaz de convertirse en cualquier insecto gracias a unas pastillas de su invención, Bíchez va más allá de la mera anécdota para convertirse en un exponente de body horror baboso y quitinoso. Nosotros somos conscientes de que a David Cronenberg ya no le van estas cosas, pero si alguien le descubriera a los “insanely funny spanish secret agents”, lo mismo se animaba…

La ABUELA

abuela

Luchó contra la TIA en… El plano de Alí Gusa-No (1974)

Ojo: cuando nos referimos a la ABUELA no estamos aludiendo a la ancestra de nadie, ni tampoco a la abuelita Paz, aunque esa también tenía mucho peligro. Nos referimos a la organización Agentes Bélicos Ultramarinos Especialistas En Líos Aberrantes, archienemiga de la TIA y de su plantilla. Presentada en El plano de Alí Gusa-No, una de las historietas clásicas de Mortadelo, esta red criminal fue aprovechada hasta el cansancio por el ‘Bruguera Equip’, encargado de facturar a destajo historietas apócrifas cuando Ibáñez no daba abasto. Tal vez por ese motivo el autor ha renegado un tanto de ella, pero aun así nosotros pensamos que una futura película debería contar con sus huestes a modo de reivindicación: cualquier guionista con buena mano para los gags verbales sacaría petróleo de ese nombre.

Magín ‘El Mago’

magin

Luchó contra la TIA en… Magín ‘El Mago’ (1971)

Extremadamente chapado a la antigua (no hay más que ver su indumentaria, algo más que inspirada en la de su colega Mandrake), Magín te parecerá un fantoche… Hasta que cometas el descuido de mirarle a los ojos: desde ese momento, cuando hayas sentido sus poderes hipnóticos, pasarás a creerte cualquier objeto o animal que el te sugiera, así como a realizar las acciones más disparatadas e incompatibles con tu vida, o con las de aquellos que te rodean. Para colmo, sólo podrás salir del trance si alguien te arrea una bofetada en toda la jeta. Huelga decir que este villano es uno de los más recordados por el fandom de Mortadelo y Filemón, que aprecia sobremanera su capacidad como catalizador de disparates.

Los Mercenarios

mercenarios

Lucharon contra la TIA en… Los Mercenarios (1972)

A estas alturas, ¿alguien duda del potencial visionario de Ibáñez? Pues, si aún quedasen escépticos, aquí va esto: cuando Sylvester Stallone aún hacía de secundario en películas de Woody Allen (bueno, y también de actor principal en otro tipo de filmes…) Mortadelo y Filemón ya se daban de tortazos contra un equipo de ‘soldados de fortuna’ en la república de Percebelandia. Amén de las posibilidades que daría una incursión de los agentes en el género bélico, la feliz coincidencia de títulos convierte a esta historia en una mina de oro para el spoof despiadado: parodia y caricatura mediante, nuestros héroes ya se han visto las caras con Rambo en alguna viñeta que otra…

Antofagasto Panocho

antofagasto

Luchó contra la TIA en… El tirano (1999)

La actual propensión a la caricatura de Ibáñez tiene sus detractores, pero hay que reconocer que, creando a Antofagasto Panocho, el dibujante y guionista dio en el clavo: el dictador de la República de Chula (cualquier parecido con Augusto Pinochet, por entonces perseguido por el juez Baltasar Garzón, tal vez no sea mera coincidencia) no es sólo un personaje carismático y de refinada perversidad, sino que también es lo más parecido a un archienemigo que Mortadelo y Filemón tienen actualmente. Por algo estamos hablando del presidente de la AVIMOFI (Asociación de Víctimas de Mortadelo y Filemón), organización que agrupa a la mayoría de personajes de este informe y que trató de liquidar a nuestros héroes en el álbum ¡Venganza cincuentona! (2008).

‘Historias lamentables’: Lo nuevo de Javier Fesser se estrenará en Amazon Prime antes que en cines

El próximo film del director de 'Campeones' llegará de forma exclusiva al streaming, y meses más tarde a las salas de cine tradicionales.

‘Campeones’ tendrá un remake pero en una coproducción con Arabia Saudí

El equipo de Javier Fesser sigue inspirando historias. El 'remake' será la segunda colaboración de una productora española, LolaFilms, con Arabia Saudí.

Tráiler de ‘Historias lamentables’: Javier Fesser vuelve a la comedia absurda

Tras el margen que supuso 'Campeones' y que le hizo arrasar entre el público y los Goya, el realizador parece haber vuelto a sus orígenes.

‘Campeones’ y ‘El Reino’ triunfan en los premios de ALMA, el sindicato de guionistas

El Sindicato de guionistas ALMA entregó anoche sus premios en el Palacio de la Prensa de Madrid