La parodia porno de ‘El Hobbit’ existe (y es gratis)

'The Knockbit', la versión jadeante de la trilogía de Peter Jackson, puede verse ya en 'streaming'. Su autor: el responsable de la 'pornoparodia' de 'El gran Lebowski'. Por CINEMANÍA

20 de abril de 2014

A estas alturas, tras tantos años investigando sobre el tema, en esta web sabemos que las parodias porno de filmes de éxito son, más que inevitables, una ley de la naturaleza: surgen como setas, tienen su propia categoría en los premios AVN e incluso las hay que se financian mediante crowfunding, como la de Juego de tronos. De modo que, al enterarnos de que El Hobbit iba a contar con su correspondiente versión X, no nos extrañamos mucho. Tampoco levantamos la ceja al saber que su título sería The Knobbit, juego de palabras que podemos traducir libremente al español como El Badajobbit. Lo que sí resulta sorprendente con ganas es descubrir que el filme en cuestión está disponible gratuitamente en streaming.

La iniciativa, toda una sorpresa dentro de una industria tan rapaz como la pornográfica, parte de Woodrocket, la empresa del productor canadiense Lee Roy Myers, autor de (entre otras) la versión jadeante de El gran Lebowski. La mayor innovación de Woodrocket, que se autodefine como “El futuro del porno”, está en basar su financiación en los insertos publicitarios y el product placement, amén de por centrarse en las series y no en los largometrajes. Una visita a su web (ojo, el enlace es sólo para adultos) nos revela que el estudio también publica una guarriparodia de Juego de tronos titulada Game of Bones, y que entre sus estrellas se halla Stoya, ex pareja de Marilyn Manson y una actriz muy aficionada a las cosas de la ciencia-ficción y el fantástico en general (además de enemiga de la silicona y la cirugía plástica). 

En The Knobbit, cuyo primer capítulo se estrenó el 8 de abril, no interviene la susodicha Stoya, pero a cambio podemos citar que su comunicado de prensa promete “dejar a los espectadores con tanto pelo en las palmas de las manos como en las de los pies”: la frase alude a una superstición anglosajona sobre el destino que aguarda a quienes se toquetean mucho. De la misma manera, los personajes han sido rebautizados para la ocasión con nombres como Dildo, Glandalf y Ball’em (excusamos las adaptaciones a nuestro idioma). Sólo nos asedia una duda: si la ausencia de personajes femeninos en la novela original de Tolkien es tan clamorosa que Peter Jackson tuvo que sacarse de la manga a Tauriel (Evangeline Lilly) para aliviar el déficit, ¿qué harán los guionistas de esta serie al respecto, teniendo en cuenta que su público objetivo es hetero? Será que, con creatividad, no hay nada imposible.

Todos los días, a todas horas, noticias de cine y series de televisión en CINEMANÍA