De Jane Fonda a Shailene Woodley: 10 estrellas de cine detenidas por protestas sociales

Ahora que a Jane Fonda la llaman de tú en las comisarías de Washington DC, recordamos a estrellas de la pantalla que han acabado en el cuartelillo por defender causas nobles.

Por
28 de octubre de 2019

La cabra tira al monte, la activista tira a la manifa… y de la manifa, muchas veces, al calabozo. Que se lo digan a Jane Fonda: la actriz tuvo los bemoles de aceptar el premio Stanley Kubrick Britannia (galardón honorífico concedido por la Academia Británica del Cine) mientras la policía de Washington DC la arrestaba este viernes durante una protesta contra el cambio climático.

Fonda, cuyo izquierdismo irredento le granjeó hace décadas el mote de ‘Hanoi Jane’, lleva ya tres detenciones por sus protestas medioambientales denominadas Fire Drill Fridays. Su valiente gesto nos mueve a acordarnos de otras estrellas de la pantalla que han acabado esposadas por defender causas nobles, a veces con mucha menos pompa y boato.

Jane Fonda

Arresto: 1970

Ficha policial: Ahora que la actriz de Klute vuelve a plantarle cara a la ley, recordemos que, en tiempos, fue una figura capital en el rojerío de Hollywood. En 1970, unos oficiales de aduanas de EE UU la arrestaron por “posesión de narcóticos” debido a unas misteriosas pastillas que resultaron ser vitaminas. El arresto olía a cuerno quemado, más aún teniendo en cuenta que el FBI, durante esa misma época, sometió a un acoso similar a otra actriz izquierdista: Jean Seberg, que acabó suicidándose. De modo que Fonda reaccionó propinando una patada en las partes nobles al oficial a cargo de su detención.

Consecuencias: En 1972, la Fonda visitó Vietnam del Norte cuando dicho país aún estaba en guerra (no declarada) con EE UU. Un hecho del que, ahora, afirma arrepentirse, y que la convirtió en la bestia negra de muchos compatriotas. Y del ejército de la superpotencia en pleno.

Ted Danson

Arresto: 2019

Ficha policial: Tanto hablar de Jane Fonda, y nos olvidamos de que la policía de Washington DC se llevó un “dos por uno” de actores en la manifestación del 27 de octubre. El actor de Cheers The Good Place también acabó recorriendo esposado el camino hacia la comisaría, acusado de bloquear el tránsito en la vía pública.

Consecuencias: Sin desmerecer a Fonda y a Danson, la manifestación en Washington se saldó con 36 arrestos, entre ellos el del también actor Sam Waterston. 

Daryl Hannah

Arresto: 2011

Ficha policial: Los policías de Washington D.C. tuvieron suerte de que Blade Runner sea una película, y no la realidad: de lo contrario, Hannah les habría dejado tiesos de un muslazo replicante cuando fue arrestada en las mismas puertas de la Casa Blanca. La sirena de Splash! y villana inolvidable (y tuerta) en Kill Bill protestaba, junto a más de 500 personas, por la construcción del oleoducto Keystone XL, cuyo trazado abarca desde Canadá hasta el Golfo de México. Señalemos que Hannah había ido ya al calabozo en 2009, también por una protesta medioambiental, y volvería a ser detenida en 2013 durante una manifestación contra el mismo proyecto

Consecuencias: Por desgracia, el oleoducto Keystone ha seguido construyéndose: el último tramo instalado hasta ahora (de Oklahoma a Texas) entró en funcionamiento en 2017.

Margot Kidder

Arresto: 2011

Ficha policial: Daryl Hannah no es la única actriz con ojeriza a los oleoductos: la inolvidable compañera de Christopher Reeve en la saga Superman pisó el calabozo junto a Tantoo Cardinal (Bailando con lobos) tras una protesta anti-petrolera. Kidder tenía una buena razón para buscarse problemas: la pipeline de turno habría surcado varios parajes naturales de su Canadá natal.

Consecuencias: Por mucho que el mal fario persiguiese a Margot Kidder durante toda su vida, la actriz siempre estuvo muy significada políticamente y se mantuvo al pie del cañón activista hasta su muerte en 2018. Lois Lane habría estado orgullosa.

Shailene Woodley

Arresto: 2016

Ficha policial: Ni fotos de prensa, ni mugshots en comisaría, ni leches: la actriz de Bajo la misma estrella retransmitió ella misma su detención en directo a través de Facebook. El incidente tuvo lugar cuando Woodley participaba en una manifa contra la construcción de un oleoducto en Dakota del Norte. “Me han dicho que los agentes vienen a por mí”, declaró Woodley antes de que los agentes de la ley (“Con pistolas gigantes, porras y esposas”, según detalló) se la llevasen al cuartelillo.

Consecuencias: El oleoducto Dakota Access, contra cuya construcción protestaba Woodley, entró en funcionamiento en 2017. Durante las protestas contra la obra se produjeron casi 500 arrestos, y 300 activistas resultaron heridos.

Martin Sheen

Arrestos: Un total de 66 veces, desde 1965

Ficha policial: Al verle tan presidencial en El ala Oeste de la Casa Blanca, es fácil olvidar que Martin Sheen es el recordman absoluto de los actores protestones. Mientras su hijo Charlie Sheen colecciona arrestos y multas por posesión de drogas y conducción temeraria, el protagonista de Apocalypse Now ha visitado la trena por razones que van desde las protestas antibélicas de los 60 al activismo ecologista. Ya septuagenario, sin ir más lejos, pisó el calabozo tras una manifa contra las pruebas atómicas en el desierto de Nevada.

Consecuencias: A sus 79 años, Sheen afirma que no piensa dejar de dar la lata.

Susan Sarandon

Arresto: 1999

Ficha policial: En 1999, la protagonista de Thelma y Louise fue conducida al calabozo tras participar en una protesta por la muerte de Amadou Diallo, un inmigrante senegalés que murió tiroteado, en extrañas circunstancias, por la policía de Nueva York. Al menos, Sarandon no estaba sola: 218 participantes en la misma manifestación fueron detenidos, entre ellos el político Jesse Jackson y los también actores (y activistas) Ossie Davies y Ruby Dee. En 2018, la actriz volvió a las andadas, pisando el cuartelillo tras una protesta contra las políticas migratorias de Donald Trump. 

Consecuencias: Según algunas fuentes, tras su divorcio de Tim Robbins la Sarandon ha hecho píngües beneficios con la especulación inmobiliaria en la ‘Gran Manzana’. Vivir para ver…

Danny Glover

Arresto: 2010

Ficha policial: Cuando se trata de protestas sindicales, el compañero de Mel Gibson en Arma letal nunca se siente demasiado viejo. En 2010, Glover se unió a los trabajadores de la empresa alimentaria Sodexo, que protestaban por sus malas condiciones de trabajo en su fábrica de Maryland. Tras las advertencias de rigor, la policía cargó contra los manifestantes, pertenecientes en su mayoría al sindicato SEIU, y se llevó a varios de ellos (incluido Glover) al calabozo.

Consecuencias: En el palmarés activista de Glover está el haber llamado “racista” a George W. Bush en un discurso público, y acusar de insolidaria a la comunidad internacional por su reacción ante el terremoto de Haití. Así las cosas, un arresto queda como gajes del oficio.

James Cromwell

Arrestos: 2001, 2015

Ficha policial: Como no podía ser menos, el padre adoptivo de Babe, el cerdito valiente es un notorio activista medioambiental. Y, además, es vegetariano: por ello encabezó una protesta de la organización PETA (famosa por sus campañas nudistas contra la industria peletera) que tuvo como objetivo un local de la cadena de hamburgueserías Wendy’s en Fairfax (Virginia). En 2015, su decisión de encadenarse a sí mismo (junto a otros seis activistas) frente a las obras de una central hidroeléctrica propició una foto deliciosa.

Consecuencias: “Durante el rodaje de Babe me di cuenta de que los animales de granja son criaturas que sufren”, declaró Cromwell tras su liberación. “Es hora de que las corporaciones dejen de tratarles como a máquinas de producir carne”.

Guillermo Toledo

Arrestos: 2010, 2018

Ficha policial: Le echábais de menos, ¿a que sí? Pues aquí le tenéis. El más político de los actores españoles fue desalojado por la policía del Congreso de los Diputados por gritar proclamas a favor del pueblo saharaui durante un pleno. “Si esto es un delito, lo cumpliré con orgullo, porque sigo defendiendo esta causa”, afirmó. En 2018, Toledo fue arrestado tras una denuncia de la Asociación de Abogados Cristianos por ofensa a los sentimientos religiosos.

Consecuencias: Tras ser puesto en libertad en 2010, Toledo declaró que el arresto se había debido al “nerviosismo” del entonces presidente de la cámara, José Bono, por las recientes revelaciones de Wikileaks sobre la complicidad del gobierno español en los ‘vuelos secretos’ de la CIA.