¿Estrenos simultáneos en cines e internet? 5 directores españoles responden

Cameron, Del Toro, Tarantino y Nolan no quieren que sus películas se estrenen 'online' mientras están aún en salas. Enfrentados al mismo dilema, ciinco cineastas de aquí toman posiciones ante el futuro. Por YAGO GARCÍA

09 de junio de 2011

La noticia saltó a los titulares a comienzos de este año, y desde entonces siembra la polémica en Hollywood: el canal por cable DirecTV se ha introducido a lo grande en el negocio del cine online a través de un servicio denominado Home Premiere. Esta opción de Video On Demand ofrece la oportunidad de descargar películas dos meses después de su estreno, un plazo muy inferior a la esperanza de vida de un filme en las salas. Se trata, sencillamente, de la opción entre ver una película en un cine o en el salón de tu casa. Siempre que puedas pagarlo.

Con el apoyo de las ‘cuatro grandes’ de la industria cinematográfica (Universal, Paramount, 20th Century Fox y Warner Bros.), DirecTV ofrece a sus 2 millones de abonados premium la posibilidad de alquilar títulos aún en cartelera por 29,99 dólares (20,52 euros), cuando el precio medio de una entrada de cine en EE UU es de 7,89 dólares (5,40 euros). Una vez alquiladas, las películas pueden ser vistas durante 48 horas.

Por lo pronto, Home Premiere ofrece filmes de trayectoria comercial no muy lucida (Destino oculto y Sucker Punch entre otros) y, a falta de datos financieros oficiales, cabe fiarse de nuestros compañeros de Slashfilm cuando aseguran no conocer a nadie que la haya contratado. Sin embargo, hay dos gremios que no están nada contentos con la iniciativa. El primero, como cabe suponer, es el de los exhibidores, y el segundo, el de los directores: si en abril eran James Cameron y Guillermo Del Toro, entre otros, quienes se pronunciaban en contra de Home Premiere, ahora son Quentin Tarantino, Christopher Nolan, M. Night Shyamalan y un larguísimo etcétera los que se suman a la protesta.

Según indican en su manifiesto, los directores consideran que esta aventura de DirecTV “dañará irreparablemente la industria del cine” empobreciendo las condiciones de visionado de sus filmes, reduciendo la venta de entradas en los cines y (lo peor de todo, apuntan) proporcionando a los piratas de internet copias en alta calidad que, una vez lanzadas a la Red, sustituirán a los screeners (películas grabadas en vídeo durante su proyección en una sala) y otros sucedáneos ahora en boga.

Todo esto está sucediendo ahora al otro lado del Atlántico, pero ¿qué ocurriría si una iniciativa similar se implementase en España? Según datos de la federación de exhibidores FECE) el visionado en salas sigue siendo la principal fuente de ingresos de nuestro celuloide, con los cines pagando a las distribuidoras hasta un 55% de la taquilla obtenida por una película durante su fin de semana de estreno. Por otra parte, la ventana de exhibición (el plazo estipulado para que una película pase de la pantalla grande a otros formatos) se sitúa en un mínimo de cuatro meses para las películas subvencionadas.

CINEMANÍA ha consultado al respecto a varios cineastas españoles, algunos de los cuales se han negado formalmente a responder. Otros, sin embargo, han accedido a dirimir este tema con nosotros. A continuación podéis leer sus opiniones sobre un asunto candente: Estrenos en internet, ¿sí, o no?.

“Esta podría ser una forma de acabar con la piratería”, aventura Juan Carlos Fresnadillo. Atendiéndonos en un descanso entre reunión y viaje, el director de 28 semanas después (y, próximamente, del remake de El Cuervo) reconoce no estar entusiasmado ante este nuevo modelo de distribución, pero sabe encontrarle aspectos positivos. “No me parece disparatado”, reconoce Fresnadillo, “porque intenta conseguir una conciliación entre la industria y la  la gran ventana de distribución del siglo XXI, internet”.

Juan Carlos Fresnadillo.

Juan Carlos Fresnadillo: entre el corazón y la cabeza.

Respecto a la posibilidad de que los piratas aprovechen este sistema para encontrar películas frescas y con buena resolución, el cineasta canario se muestra optimista: “La gente va a ver pelis descargadas de todas formas, y confío en que se lancen archivos codificados que den a los piratas algún quebradero de cabeza”. “El corazón me dice que seguiré yendo a ver películas en pantalla grande”, concluye Fresnadillo, “pero usando la cabeza se ve que el auge de los videojuegos y otras nuevas formas de ocio condicionan la forma en la que mucha gente ve el cine. Eso es algo a tener en cuenta”.

 “A mí [los piratas] me jodieron vivo con las copias ilegales de Ispansi, comenta Carlos Iglesias, recordándonos que su última película pudo encontrarse en sitios poco recomendables dos días antes de su estreno oficial. Pese a esta experiencia, el actor y director estaría a favor de un Home Premiere a la española. “Cualquier cosa que minimice las pérdidas de una película en taquilla me parece bien”, indica, antes de recordar el ahorro de tiempo, dinero y esfuerzo que supondría para los espectadores “que viven en pueblos donde no hay cines, y que tienen que hacer 60 kilómetros en coche para ver una película en pantalla grande”.

Carlos Iglesias

Carlos Iglesias: “Minimizar las pérdidas me parece bien”.

Sin embargo, Iglesias menciona dos factores que, según él, condenarían el lanzamiento de una iniciativa así en nuestro país. El primero es el precio (“¿Quién compraría una película tan cara para verla sólo dos días?”) y el segundo, la abundancia de copias pirateadas: “Si lo hicieran en España, no se apuntaría ni Dios, porque todo el mundo puede conseguir películas gratis por el morro”, concluye.

Más veterano que Iglesias y Fresnadillo, y también más cauto, Montxo Armendáriz piensa que una situación así “debería tener en cuenta las condiciones específicas de nuestro sistema de distribución, y ver cómo nos afectaría”. Haciendo un hueco para respondernos en el calendario promocional de No tengas miedo, el director navarro prefiere considerar antes que nada las consecuencias que el Home Premiere tendría sobre la industria española: “Esta medida entraría en contradicción con otras ventanas, como las televisiones, que son fuentes básicas de financiación de la mayoría de nuestras películas”, comenta.

Montxo Armendáriz: Lo más urgente, el análisis.

Por otro lado, disminuirían los ingresos de taquilla en los cines, lo mismo que la distribución por los canales habituales de dvd”, señala Armendáriz antes de apuntar otro punto conflictivo: “Tampoco está claro como el sistema afectaría a la amortización de las películas liberadas”. Habiendo tantos puntos oscuros, resume el director, habría que dar un paso previo imprescindible: “Lo más conveniente y urgente es el análisis de estas y otras cuestiones por las partes implicadas, por supuesto sin olvidar a las operadoras de internet”.

Guillem Morales, el director de Los ojos de Julia, lo tiene muy claro: “Entiendo la medida, pero las películas se hacen para verlas en pantalla grande”, declara. Morales, cuya aclamada película fue producida por Guillermo Del Toro, está seguro de que se manifestaría en contra de un Home Premiere en España. Y nos cuenta por qué: “Es obsceno ver una película de estreno en tu casa, cuando el director lo ha concebido para proyectarlo en una sala: aunque tengas una TV muy grande, la experiencia nunca será la misma”.

Guillem Morales: “Estrenar en internet me parece obsceno”.

Tras darnos un ejemplo (“Puede que hayas visto Alien mil veces en vídeo, pero cuando vas a verla al cine es una experiencia totalmente nueva”), el cineasta aboga por recuperar la experiencia social de sentarse en una butaca: “La gente tendría que volver a reunirse”, explica, antes de coincidir con Carlos Iglesias en un asunto peliagudo: el precio. “¿Para qué voy a pagar una cantidad tan alta por ver una película en mi sala de estar, si puedo verla a lo grande?”. “Si esto se extiende, acabaremos haciendo telefilmes”, concluye.

“Hacer una película para cines es una cosa, y hacer una tv movie es otra muy distinta”, nos dice Miguel Ángel Vivas. El autor de Secuestrados reconoce que esta cuestión “es complicada”, pero también aboga por estrenar en pantalla grande. “El formato en el que ruedas condiciona la forma en la que ruedas”, nos cuenta, antes de insistir en que su película fue proyectada pensando en la pantalla grande. Según Vivas, “El recorrido lógico de una película es primero en los cines, y después en dvd e internet”.

Miguel Angel Vivas

Miguel Ángel Vivas: “Si quieren robarte, no les abras la puerta”.

En cuanto a las posibles oportunidades para los piratas, Vivas reconoce que “preocupa siempre bastante”, pero también cree que no conviene exagerarlo (“Hasta ahora no es fácil conseguir copias en alta calidad, aunque nunca se sabe”) mientras la industria sepa mantenerse en guardia: “Todo es cuestión de encontrar sistemas para evitarlo. Ya que hay gente intentando robar tu casa, es mejor que no les dejes la puerta abierta”, dice. Y, viendo su película, está claro que sabe lo que dice.

Este será el espectacular reparto de voces del ‘Pinocho’ de Guillermo del Toro

El cineasta ha logrado reunir a una equipo artístico y técnico de primer orden para la versión musical y en animación stop-motion que prepara para Netflix.

Ewan McGregor pondrá voz a Pepito Grillo en el ‘Pinocho’ de Guillermo del Toro

El director mexicano lleva tiempo queriendo llevar al cine su versión de la historia de Carlo Collodi, y Netflix le ha dado los medios para ello.

‘Historias de miedo para contar en la oscuridad’ tendrá secuela

Tanto el director Andre Øvredal como los guionistas Dan y Kevin Hageman estarán de vuelta en esta segunda parte de la película de terror.

Guillermo del Toro lanza junto a otros cineastas la lista definitiva de recomendaciones para la cuarentena

Edgar Wright, Rian Johnson o Darren Aronofsky se han unido a una entusiasta iniciativa para hacernos más llevadero el confinamiento.