Despropósitos de Oscar (II): Las peores películas de las actrices nominadas

Estas actrices están a punto de tocar el cielo con la punta de sus dedos en el mejor momento de sus carreras, pero no se libran de tener feos borrones en su CV.

Por
28 de febrero de 2016

Hemos destrozado, una por una, las películas nominadas a los Oscar 2016, también hemos sacado los trapos sucios de los diez actores que optan como principales o secundarios a alcanzar la estatuilla y ahora es el turno de ellas. Aunque es cierto que cada generación viene más preparada que la anterior y es muy complicado que las jóvenes estrellas elijan mal sus proyectos, nadie se libra de tener un descuido con un guión que parecía una cosa y luego era otra bastante peor, o de hacer un favor a aquel productor muy amigo, o simplemente por la necesidad de llenar la nevera. En cualquier caso, nos vemos obligados a recordar esas películas que las nominadas al Oscar han olvidado.

Brie Larson

Está nominada por… La habitación.

Metió la pata hasta el fondo con… Pequeños salvajes (2006).

La filmografía de Brie Larson se puede catalogar como prácticamente perfecta, la actriz siempre ha sabido escoger sus proyectos, sobre todo desde que comenzó a trabajar en la serie de Diablo Cody, United States of Tara. Pero todos tenemos uno inicios difíciles y el de Larson es igual de bochornoso que el de cualquiera. Su tercera participación en el cine fue para una película titulada Pequeños salvajes, una comedia adolescente protagonizada por Luke Wilson en la que ambos impedían que unos tipos terminaran con los búhos de un lugar de Florida. Es una película con buen corazón y con un mensaje bonito para los niños, sin embargo, está hecha con tan poca gracia que termina por ser completamente irrelevante y a ratos, un poco vergonzosa. Eso sí, Larson ya brilla por encima de todo el reparto.

Saoirse Ronan

Está nominada por… Brooklyn.

Metió la pata hasta el fondo con… El novio de mi madre (2006).

Con Saoirse Ronan tenemos un caso muy parecido al de Brie Larson, es muy difícil encontrar una película realmente bochornosa en su carrera. Pero la hay, vaya que si la hay. Antes de The Lovely Bones, Hanna o El gran Hotel Budapest, Ronan tuvo que debutar y lo hizo al lado de grandes actores como Michelle Pfeiffer y Paul Rudd en la comedia romántica El novio de mi madre. Es cierto que ella está encantadora como la hija pizpireta de Michelle Pfeiffer, pero el resto de la película es tan olvidable y perezosa que ni siquiera la presencia de Pfeiffer, que ilumina cualquier película en la que aparece, evita que las más o menos buenas líneas de diálogo se caigan por el desagüe ante la total falta de química de dos actores, Pfeiffer y Rudd, que nunca debieron encontrarse.

Cate Blanchett

Está nominada por… Carol.

Metió la pata hasta el fondo con… La chica de mis sueños (1997).

Después de varios telefilms en Australia y un par de participaciones en alguna película protagonizó La chica de mis sueños. Justo un año antes de protagonizar Elizabeth y saltar a la fama internacional, Blanchett interpretó a Lizzi, una joven médico que está a punto de casarse con el amor de su vida cuando éste, el mismo día de la boda, decide ponerse nostálgico y acordarse de su antiguo amor. Una comedia romántica conocida prácticamente solo en Australia y que solo sirve para deleitarse con la belleza y la inocencia de una joven Blanchett que lo tenía todo por delante.

Charlotte Rampling

charlotte rampling Mascara

Está nominada por… 45 años.

Metió la pata hasta el fondo con… Maquillaje para matar (1987).

Para entonces Rampling ya había hecho de todo y había trabajado con los más grandes, con Woody Allen en Recuerdos o con Sidney Lumet en Veredicto final pero lo que caracteriza la filmografía de Rampling es su diversidad en cuanto  la calidad de los proyectos que escogía, su nacionalidad, el género… Pero sin duda el error más grande de la actriz fue decir sí a la película alemana de Patrick Conrad, Maquillaje para matar. Si el título ya es suficientemente ridículo la película no se queda corta. Un thriller muy sórdido con travestis parisinos, asesinatos e incestos que no se sostiene por ninguna parte, excepto cuando aparece Rampling que a pesar de todo el despropósito está tan guapa y elegante como siempre.

Jennifer Lawrence

Está nominada por… Joy.

Metió la pata hasta el fondo con… La casa al final de la calle (2012).

Fue antes del Oscar pero después de X-Men: Primera generación y Winter’s Bone, es decir, que tampoco tiene mucho sentido que así de buenas a primeras y cuando Jennifer Lawrence empezaba a catar las mieles del reconocimiento y el éxito decidiera protagonizar una película tan mala, tan mala que hasta la distribuidora la mantuvo apartada de la crítica y sin ninguna campaña publicitaria. El problema no son los terribles tópicos de un guión sin gracia (una chica se muda a un barrio donde tuvo lugar un doble asesinato y empiezan a pasar cosas misteriosas), no, el problema es que los personajes son tan planos que podrían haber sido interpretados niños de cinco años.

Kate Winslet

Está nominada por… Steve Jobs.

Metió la pata hasta el fondo con… Aventuras en la corte del Rey Arturo (1995).

Después de sorprender al mundo con la cinta de Peter Jackson Criaturas Celestiales y justo antes de emocionarnos hasta el tuétano con Sentido y sensibilidad de Ang Lee, a Kate Winslet le pareció una gran idea aparecer en un horripilante producto de la factoría Disney en el que se mezclaba el Rey Arturo con los viajes en el tiempo y que es un total sinsentido a pesar de que Kate Winslet está encantadora como la princesa Sarah… Pero, ¿mereció la pena, Kate?

Jennifer Jason Leigh

Está nominada por… Los odiosos ocho.

Metió la pata hasta el fondo con… Escándalo en la redacción (2005).

Si Spotlight es un retrato realista (y necesario) sobre cómo debe ser una redacción de un periódico, si Spotlight es la crónica más honesta sobre el periodismo de provincias, si Spotlight consigue elevar el subgénero cinematográfico a la excelencia, el bodrio que hemos elegido de la filmografía de Jennifer Jason Leigh es todo lo contrario. Escándalo en la redacción es un retrato tramposo y verdaderamente estúpido sobre el periodismo sensacionalista. Una película sobre luchas de poder llena de tópicos y personajes horribles que además está rodada con un desagradable estilo cercano a la epilepsia.

Alicia Vikander

Está nominada por… La chica danesa.

Metió la pata hasta el fondo con… El séptimo hijo (2014).

Un par de años antes de que comenzara a despuntar con sus papeles en Operación U.N.C.L.E., Ex Machina o La chica danesa, Alicia Vikander se metió (suponemos que inconscientemente) en este título de aventuras con posesiones y brujería para el que también engañaron a los oscarizados Jeff Bridges y Julianne Moore que además se llevó una maravillosa nominación al Razzie como peor actriz secundaria. Alica Vikander se libró de reconocimientos negativos, pero esta película dirigida por Sergey Bodrov sigue siendo la losa que más pesa en su carrera.

Rooney Mara

Está nominada por… Carol.

Metió la pata hasta el fondo con… Pesadilla en Elm Street (El origen) (2005).

Justo antes de que David Fincher se quedara prendado de ella en La red social, Rooney Mara había protagonizado ya no su peor película si no la más innecesaria de toda su filmografía, Pesadilla en Elm Street (El origen). Las escenas de terror no son mejores, Freddy Krueger no tiene más carisma, las escenas de terror dan bastante menos miedo… Y no sólo lo decimos nosotros, la propia Rooney Mara reniega también de esta película: “De alguna manera aprendes a sabotearte con los papeles que no quieres conseguir. No haces tu trabajo realmente bien pero aun así te los dan. Eso es un poco lo que me pasó con el remake de Pesadilla en Elm Street, en la que ni siquiera quería el papel”.

Rachel McAdams

Está nominada por… Spotlight.

Metió la pata hasta el fondo con… El juego del matrimonio (2007).

La filmografía de Rachel McAdams destaca por su irregularidad, de hitos adolescentes como Chicas malas o El diario de Noa pasó una época de películas irreverentes que duró unos cinco años para después remontar con títulos como La sombra del poder hasta llegar a lo más alto en Spotlight y estar nominada al Oscar. Fue en esa época de cintas anodinas cuando protagonizó la peor de todas, El juego del matrimonio. Interpretaciones buenísimas, la suya, la de Pierce Brosnan o la de Chris Cooper para un pretencioso telefilme que no sabe decidirse entre el género negro, el drama o la comedia.

Brie Larson está lista para ser Jedi en ‘Star Wars’

Cuando los Jedi hablan, los Padawans callan. Y la estrella de 'Capitana Marvel' tiene muy claro cuál es el puesto galáctico que quiere. ¿Alguien en Lucasfilm atenderá su petición?

[MTV Awards]: Brie Larson comparte su premio por ‘Capitana Marvel’ con quien realmente se lo merecía

Al alzarse con su galardón a Mejor Pelea, la intérprete de Carol Danvers ha protagonizado un precioso y emotivo momento de sororidad.

De Marvel a ‘Star Wars’: Brie Larson se cambia de bando

Brie Larson ha sucumbido al poder de la Fuerza: Capitana Marvel cambia la energía del Psico-Magnetrón por el sable láser de Jedi.

Vídeo: Los Vengadores calientan para ‘Endgame’ cantando ‘We Didn’t Start the Fire’

La canción de Billy Joel se convierte en un resumen del MCU cantado a coro por el reparto de 'Endgame' (con Robert Downey Jr. al frente).