Cannes 2015 Día 6: Pixar nos deja ‘Del revés’

Sexta jornada del Festival,

Por
18 de mayo de 2015

¿De qué se habla en Cannes hoy? De que estamos del revés después de ver Del revés (Inside Out). Pixar presentó su última película hoy fuera de competición y se ha llevado la mayor ovación que se ha oído en mucho tiempo en el Gran Teatro Lumière.

¿Qué hemos visto? La loi du marché, de Stéphane Brizé. El año pasado fueron los Dardenne los que pusieron la clave social del Festival con su Dos días, una noche. En esta edición le toca a Brizé con esta acertada y contenida observación de la crisis que sigue las desgracias (una pega, ¿quizá demasiadas?) de Thierry (Vincent Lindon) y le pone a prueba en un trabajo por el que pasan otras víctimas de este sistema.

Del revés (Inside Out), de Pete Docter. Cuenta Pete Docter que esta historia se le ocurrió el día que su hija dejó de ser una niña divertida y risueña, y se convirtió en una adolescente de pocas palabras, triste, enfadada, impredecible. Ese es precisamente el momento que retrata Del revés. Se mete en la cabeza de Riley, dominada por cinco emociones básicas: Alegría, Tristeza, Ira, Miedo y Asco. Pero además examinan cada rincón del cerebro. Dónde van los recuerdos, cuáles perduran, cuáles forman nuestras personalidad, y cómo esa personalidad va cambiando. Es una película sobre la pérdida de la inocencia, sobre el final de la infancia, sobre la tristeza y felicidad que conlleva. Es una película que abraza la nostalgia. Es brillante, de imaginación desbordante (la escena del pensamiento abstracto es una maravilla de la animación), divertida, triste, enfadada, que da miedo… Como la vida.

Carol, de Todd Haynes. Nadie mentía, las críticas que la situaban en lo alto de la carrera por la Palma de Oro tienen toda la razón. Carol es una historia impecable. Una historia de amor entre dos mujeres: Carol y Therese. Dos actrices impresionantes: Cate Blanchett y Rooney Mara. Éste sólo es el principio de su larga carrera.

Marguerite et Julien, de Valérie Donzelli. Ni rastro de Declaración de guerra. Donzelli ha firmado y filmado una fábula (basada en una historia real) sobre dos hermanos enamorados que desafían a su sociedad sin fecha clara. Extraña, con algún buen momento, pero fracasa. Ni drama, ni divertida.

¿Qué te has perdido? Ay. Suspiro largo. Me he perdido My Golden Days, de Apichatpong, de la que he escuchado distintas opiniones, pero no es un día para quejarse sino para celebrar: un día de esos que escasean en Cannes, en los que todos los planes salen bien.

¿Qué has comido? Vuelta al bagel, lo echaba de menos. Pero en la cola de Carol, al solecito, viendo el Palais e intuyendo el mar. No fue tan idílico, como suena.

¿Con quién has hablado? Hoy fue un día sin entrevistas, por eso pude ver tantas películas porque no tuve que correr por La Croisette, ni matar más tiempo esperando a los ‘talentos’. Aunque ya me gustaría haber hablado con Todd Haynes, como hicieron otros compañeros, especialmente después de ver su Carol por fin.

¿Qué esperas de la jornada de mañana? Grandes momentos: primero con Sicario, estreno en Sección Oficial de Denis Villeneuve (Enemy, Prisoners). Recuperar Louder than Bombs, y acabar el día con Jia Zhang-Ke. Pero veremos cómo termina aún hoy en la fiesta de Del revés: ¿del revés? (demasiado fácil).

Cannesometro: Ahora mismo, y más después de verla por fin hoy, sigue Carol en lo más alto, seguida de Son of Saul. Un premio para Cate Blanchett o Rooney Mara también se agradecería si sale otra Palma de Oro en los cinco días que aún quedan de Festival.

 

Palmarés Festival Cannes 2015

'Dheepan', de Jacques Audiard se alza con la Palma de Oro en la 68 edición del Festival.

Cannes 2015 Día 10: Vamos cerrando

Última crónica in situ desde Cannes: 'Chronic' y 'Le petit Prince'.

¿Quién ganará la Palma de Oro de Cannes 2015?

¿'Carol', de Tood Haynes, o 'Son of Saul', de László Nemes, aguantarán como favoritas? ¿Las barrerá el 'wuxia' de Hou Hsiao-hsien? ¿Y si Sorrentino da la campanada?

Cannes 2015 Día 9: El gatillazo de Gaspar Noé

El sexo en 3D de Gaspar Noé; el compromiso de Audiard y la belleza de Hsiao-Hsien.