‘La momia’: Brendan Fraser quiere regresar a la franquicia

El actor norteamericano protagonizó la trilogía original de la franquicia antes del reinicio con Tom Cruise.

Por
11 de septiembre de 2019

Nunca el regreso de una momia fue tan deseado. Han pasado 20 años desde que Brendan Fraser interpreta por primera vez a Rick O’Connell en La Momia. Un personaje icónico que consiguió gran fama para el actor que posteriormente repitió en el mismo rol con The Mummy Returns (El regreso de la momia) (2001) y La momia. La tumba del emperador dragón (2008). Sin embargo, la saga finalmente se reiniciaba dejando a su protagonista fuera de los planes. No obstante, él no le ha olvidado y continua ofreciéndose para el regreso del mítico personaje.

El norteamericano mostraba sus ganas de regresar a la franquicia en unas declaraciones para MovieWeb. “¡Absolutamente! Tengo que decir, que sé lo duro que es hacer esa película. Intenté hacerlo en tres ocasiones, y el ingrediente esencial es la diversión. Tienes que recordar tener diversión. Así que si hay una forma de aproximarse a eso de nuevo con diversión, yo estaré adentro“. Desde luego la diversión y el humor es lo que más caracteriza al actor de películas míticas como George de la Jungla, Al diablo con el diablo o Looney Tunes: Back in action.

El reinicio de la saga llegó en 2017 con La Momia, un título protagonizado por Tom Cruise, y que ciertamente fue un éxito de taquilla con 409 millones de dólares a nivel internacional. La primera película de la trilogía original cosechó 415 millones de dólares y aseguró el éxito de sus secuelas y del spin-off El rey escorpión, protagonizada por Dwayne Johnson.

En la actualidad, Fraser se encuentra inmerso en el lanzamiento de la serie del Universo DC Doom Patrol, donde interpreta a Robotman. Además, también tiene pendiente de estreno algunas películas en postproducción como The secret of Karma o Line of descent. Sin embargo, ¿podría la franquicia devolvernos al personaje de O’Connell próximamente aunque sea en forma de cameo? Esperemos no hacernos tan viejos como las pirámides antes de averiguarlo.