Cabezas rapadas: estrellas de cine que se cortaron al cero

Ya sea por exigencias de guion o porque les apeteció un cambio de aspecto, algunas de estas estrellas (no necesariamente todas) hicieron sus mejores interpretaciones delante de las cámaras con una cabeza rapada bien reluciente.

Evangeline Lilly en 2019.

Tom Holland para Cherry (2020).

Kristen Stewart para Underwater (2017).

Angelina Jolie para Gia (1998).

Hugh Jackman para Pan (2015).

Charlize Theron para Mad Max: Furia en la carretera (2015).

Demi Moore para La teniente O’Neil (1997).

Anne Hathaway para Los miserables (2012).

Cate Blanchett para Heaven (2002).

Bryan Cranston para Breaking Bad (2008-2013).

Olivia Cooke para Yo, él y Raquel (2015).

Ellen Page para Mouth to Mouth (2005).

Jake Gyllenhaal para Jarhead (2005).

Sigourney Weaver para Alien 3 (1992).

James Franco para Zeroville (2017).

Joseph Gordon-Levitt para 50/50 (2011).

Robin Tunney para Empire Records (1995).

Karen Gillan para Guardianes de la galaxia (2014).

Matt Damon para Elysium (2013).

Natalie Portman para V de Vendetta (2005).

Nerea Camacho para Camino (2008).

Millie Bobby Brown para Stranger Things (2016).

Kate Hudson para Music (2019).

Ir a la portada