CRÍTICA

Sweeney Todd. El diabólico barbero de la calle Fleet

10

Por
15 de febrero de 2008

Sweeney Todd nos invita a comulgar con los aspectos más horribles de la naturaleza humana. Pero nótese el binomio horror-humanidad: a fin de cuentas, el señor Todd llora un amor perdido, y, por eso, corta las gargantas de sus víctimas en cuanto se sientan en su silla de barbero, y entonces corre la sangre –de consistencia y color inusuales para demostrar que aquí no hablamos de gore, sino de arte–, en abundancia, a borbotones, que manan acompasados con algunas de las canciones más hermosas y perturbadoras nacidas en el seno del teatro musical y empapan así la que quizá sea la mejor película de Tim Burton desde Ed Wood. Y es tanta la conexión entre el tema, los personajes y la atmósfera de esas composiciones casi operísticas de Stephen Sondheim y la sensibilidad artística de Burton, que el musical más sangriento jamás creado bien podría haber sido escrito por el cineasta.

 De hecho, transpira sus obsesiones personales, protagonizadas, como este relato, por vengativos nocturnos –como Batman–, outsiders excéntricos que crean sus propias reglas, y a menudo perecen por ellas –como todos los personajes encarnados por Depp para Burton–, en un mundo en el que los muertos interactúan con los vivos –Bitelchús, La novia cadáver–. Lo que pasa es que Burton nunca antes había dado tanto miedo. Sweeney Todd es, tanto como un musical, una película de terror, cruel en sus efectos y radical en su misantropía. Burton se niega a ofrecernos consuelo sentimental, porque, en este mundo grandguignolesco –matizado como su modelo por Dickens y por Brecht–, toda posibilidad de justicia ha sido reemplazada por un poder arbitrario, por un lado, y una furia justiciera demente, por otro.

Y cuando el malvado y magnético Todd, vástago de Eduardo Manostijeras, enamorado de sus propios dedos metálicos, nos esputa a la cara la sangre de sus víctimas, comprendemos que es un hombre tan centrado en la muerte que ha perdido contacto con la vida, que la venganza sólo conlleva destrucción, y que esta película es, no sólo la más impactante relectura que Hollywood ha hecho de Broadway en los últimos años, sino la única que triunfa en lo musical y lo fílmico. 

NANDO SALVÁ

SINOPSIS:

Benjamin Barker es encarcelado injustamente durante quince años. Hasta que escapa y entonces… se convierte en el vengativo Sweeney Todd, alias corta-cuellos.

Sweeney Todd. El diabólico barbero de la calle Fleet

[SWEENEY TODD. THE DEMON BARBER OF FLEET STREET] DRAMA, MUSICAL / RU, EE UU / 2007 / 117 MINUTOS / WARNER. DIRECTOR: TIM BURTON ACTORES: JOHNNY DEPP, HELENA BONHAM CARTER, ALAN RICKMAN GUIÓN: JOHN LOGAN, CHRISTOPHER BOND FOTOGRAFÍA: DARIUSZ WOLSKI MÚSICA: STEPHEN SONDHEIM PRODUCCIÓN: JOHN LOGAN, WALTER PARKER. sweeneytodd-es.com

ESTRENO: 15 de Febrero de 2008

ETIQUETAS:

,

[San Sebastián 2020] ‘Crock of Gold’: el brindis de Johnny Depp por el líder de The Pogues

El actor de 'Piratas del Caribe' produce este documental sobre Shane MacGowan que puede que te deje una importante resaca

Johnny Depp también estará en San Sebastián 2020

El festival ha anunciado la presencia del actor estadounidense en la 68 edición, junto a otras reconocidas figuras como Matt Dillon, Viggo Mortensen y Gina Gershon.

“Solo estoy aquí por vosotros”: Johnny Depp agradece el apoyo a sus fans con una carta

Una carta, un cigarro y 'Beyond the Sea': así es el vídeo con el que el actor ha querido agradecer el apoyo incondicional de sus fans en Instagram.

La (poderosa) razón por la que Johnny Depp necesitaría volver a ser Jack Sparrow

Disney sigue firme en su idea de continuar con la saga de Piratas del Caribe, aunque en sus planes no entraba el actor.