CRÍTICA

La novia

7

Por
24 de agosto de 2015

Entre el sentido duende de la versión de Carlos Saura y el realismo implacable de Mario Camus en La casa de Bernarda Alba llega esta última adaptación de Bodas de sangre, la obra más traducida de Federico García Lorca, imaginada por Paula Ortiz. Su sentido poético, anunciado en De tu ventana a la mía, su ópera prima, encuentra acomodo en el Romeo y Julieta del granadino, lleno de símbolos y de tierra que son trasladados a la pantalla atendiendo al signo de los tiempos. Todo en La Novia es perfecto, aunque eso a ratos juegue en contra de la emoción. Desde la implacable protagonista, Inma Cuesta, nacida para el papel, puro desgarro español. Pasando por los actores –Asier Etxeandía es el novio ideal y Álex García el amante aun mejor– que triangulan el amor prohibido en las horas previas a una boda que tenía, supuestamente, que aliviar a dos familias de un agravio anterior.

La película que debería liderar las listas de premios de enero y febrero es hermosa de acuerdo con un esfuerzo consciente de dirección de arte –dan ganas de vivir en esos colores–, de música –inteligente mezcla del saber popular (¡La Tarara!) con los talentos de Shigeru Umebayashi–y de arrebatos simbólicos que contrastan con la aridez de los versos y esos paisajes lunares que recorren Capadoccia y los Monegros. A veces, como en las secuencias de los cristales y en la del bebé de Leticia Dolera, la intensidad es tal que la película, milagrosamente, se convierte en poesía.

Implacable Inma Cuesta, parece nacida para el papel.

SINOPSIS:

Adaptación a la gran pantalla de la obra escrita por Federico García Lorca “Bodas de sangre”. Desde pequeños, Leonardo, el novio y la novia han formado un triángulo inseparable. Sin embargo, las cosas se han complicado mucho últimamente: el novio y la novia se van a casar, pero entre ella y Leonardo siempre ha habido algo más que una amistad. La tensión entre ambos cada vez es mayor, como un hilo invisible que no pueden explicar, pero tampoco romper. El día antes de la ceremonia, una mendiga llama a la puerta de la novia, y le da un inquietante consejo: "No te cases si no le amas". La mendiga también le da un curioso regalo, dos puñales de cristal. La novia se siente cada vez más inquieta, debe casarse con su novio, pero al que de verdad desea es a Leonardo, que, además, está casado. La novia es, dirigida por Paula Ortiz (De tu ventana a la mía), es, ante todo, una trágica historia de amor, una lucha del deseo contra el deber, de lo que se tiene que hacer para mantener la decencia contra lo que de verdad se desea hacer.

FICHA TÉCNICA

GÉNERO:

DIRECTOR:

REPARTO: , ,

GUIÓN:

PAIS: España

DURACIÓN: 95 min.

EDAD RECOMENDADA: na

DISTRIBUIDORA: Alfa Pictures

ESTRENO: 11 de Diciembre de 2015

[Goya 2019] ‘Todos lo saben’: cómo un iraní dirigió la película más española del año

Asghar Farhadi, ganador de dos Oscar, dirige a Penélope Cruz, Javier Bardem, Ricardo Darín, Bárbara Lennie, Inma Cuesta, Eduard Fernández y medio cine español más.

Alejandro Sanz se monta un trío con Inma Cuesta y Marta Etura

El videoclip de 'Un zombie a la intemperie', el nuevo 'single' del cantante, cuenta con la presencia de las dos actrices en escenas sensuales de ensoñación fantástica.

Vídeo: Inma Cuesta y Raúl Arévalo o por qué debes ver ‘Las ovejas no pierden el tren’

Los protagonistas de la nueva comedia de Álvaro Fernández Armero ('Nada en la nevera') nos hablan en detalle de sus personajes y por qué hay que volver al campo.

EXCLUSIVA: Una cita con Candela Peña en ‘Las ovejas no pierden el tren’

Asiste a una escena completa de la nueva comedia romántica de Álvaro Fernández Armero ('Nada en la nevera') protagonizada por Inma Cuesta y Raúl Arévalo.