CRÍTICA

La herida

8

Por
07 de diciembre de 2017

Los indicios del título son ciertos: La herida lleva al extremo aquella presunta sordidez del ambiente cowboy de Brokeback Mountain: puños, lanzas, cicatrices, y machetes se combinan con los escorzos y primeros planos de una cámara vibrante, agresiva, como lo es todo en esta narración furiosa y pretendidamente desastrada. El debut de John Trengove en el largo, respaldado por una solvente carrera en televisión, es muy potente. Y duele. Película escogida por Sudáfrica en busca de una nominación al Oscar, la testosterona sublimada del filme rastrea su contrapunto en la historia de una relación homosexual furtiva en un ambiente opresivo. A ello se añade el trasfondo, no tan común en un cine sudafricano todavía pendiente (ahí estuvo la oscarizada y blandurria Tsotsi) de los arrabales de Johannesburgo y sus conflictos raciales.

Los ritos ancestrales de circuncisión iniciática a jóvenes negros nos dejan el poso de una marginalidad distinta a la del gueto pero con la sombra de la bota del apartheid presente de una forma sugerente y llamativa: por la ausencia casi total de los blancos. Descarnada, con unas bien trabajadas escenas de sexo doliente y furibundo, sustentada en una interesante (por poco transitada) oposición campo-ciudad en un
país imposible de aprehender conceptualmente, La herida sangra hasta el final.

Una cámara vibrante ante la homofobia y la violencia de los ritos ancestrales.

SINOPSIS:

Xolani participa, como el resto de jóvenes de su edad en su tribu, en un viaje iniciático para convertirlos en hombre de verdad. En el viaje conoce a Kwanda, un chico de ciudad del que el resto del grupo se burla. Kwanda descubrirá que Xolani está enamorado en secreto de otro cuidador.

FICHA TÉCNICA

GÉNERO: ,

DIRECTOR:

REPARTO: , ,

GUIÓN: , ,

PAIS: Sudáfrica, Alemania, Holanda, Francia

DURACIÓN: 88 min.

EDAD RECOMENDADA:

DISTRIBUIDORA: Surtsey Films

ESTRENO: 15 de Diciembre de 2017