CRÍTICA

Juerga hasta el fin

8

Por
23 de agosto de 2013

Que el apocalipsis nos pille en casa de James Franco. En una fiesta. Cerca del cocainómano y adicto al sexo (oral) de Michael Cera y no muy lejos de Danny McBride, el mejor invitado. El azote de la juerga, el cómico más bestia de todos los aquí reunidos tenía que serlo también en esta película en la que todos se interpretan a ellos mismos, o a la versión de ellos mismos que tiene su público, o a una versión subvertida de esa imagen.

Visto así, ayuda conocer a los actores que aparecen, saber por qué Jonah Hill mira a todos por encima del hombro (“Soy Jonah Hill, el de Moneyball”) o que Seth Rogen es quien les ha unido a todos en la realidad y en esta fiesta catártica. Pero no es necesario. La película funciona como juerga independiente, como cachondeo lleno de penes, demonios (con pene), psicodelia porrera y cameos estrella (sumisos y violentos). También es delirante como parodia apocalíptica de la que Emmerich estaría celoso. Pero sobre todo es insuperable como hilarante autocrítica a ellos mismos (“Los actores deberíamos ir al cielo”, “¿A lo mejor nos pagan mucho?”), a su cine (la secuela suecada de Superfumados es un hit), al habitual buenrollismo que Apatow les enseñó (McBride dando el mazazo), a su peterpanismo arrastrado desde Freaks & Geeks, a la infantil rivalidad masculina retratada en una inmensa discusión sobre eyaculaciones y, al final, a decir sin pudor: “Así somos”. Que el apocalipsis nos pille en casa de James Franco. Y sin confesar. 

 

VEREDICTO: Apocalipsis Movie, la parodia que Emmerich pedía a gritos.

SINOPSIS:

Seis amigos, actores cómicos de Hollywood, quedan atrapados en la casa de uno de ellos cuando, en medio de una fiesta, empieza a desatarse el fin de los tiempos.

Juerga hasta el fin

[This Is the End] Comedia / EE UU / 2013 / Dir: Seth Rogen, Evan Goldberg / Reparto: Seth Rogen, Jay Baruchel, James Franco, Jonah Hill, Danny McBride, Aziz Ansari, Craig Robinson / Guión: Seth Rogen, Evan Goldberg, Jay Baruchel

ESTRENO: 23 de Agosto de 2013

ETIQUETAS: