CRÍTICA

Él me llamó Malala

7

Por
10 de septiembre de 2015

La noticia dio la vuelta al mundo. En Pakistán, en el Valle de Swat, una niña recibía en la cabeza el disparo de unos talibanes que le impedían ir a la escuela. La pequeña, de entonces 15 años, se llamaba Malala Yousafzai. Tras abandonar su país para recuperarse de las heridas ya no pudo volver. Los integristas islámicos querían acaban lo que habían dejado a medias. Otros se habrían acobardado o encerrado entre lamentaciones –Malala arrastra secuelas físicas desde entonces–, pero ella decidió aprovechar la atención de los medios para denunciar una situación que afecta a muchas más niñas alrededor del mundo.

El documentalista Davis Guggenheim (Una verdad incómoda), que ya mostró interés en Waiting for Superman por el tema de la educación, ha sucumbido como tantos otros al discurso incontestable y ejemplar de esta jovencísima activista. Viendo Él me llamó Malala es totalmente comprensible. Porque en la intimidad de su hogar será una adolescente más, obsesionada con las redes sociales, que se sonroja al imaginarse cerca de su ídolo Roger Federer, pero cuando tiene que lanzar su mensaje es una fuerza de la naturaleza. Como se representa en esas secuencias animadas a lo Persépolis que relatan la historia de esta niña, de ese país, sus palabras construyen una melodía inspiradora, capaz de devolver la armonía en entornos donde trata de imponerse el caos y la violencia. Muchas veces decimos eso de “debería ponerse en las escuelas”; hagámoslo en Occidente, para no olvidar que pueden matarte por ir al colegio.

La niña que se convirtió en “una verdad incómoda” para los talibanes.

SINOPSIS:

Un retrato íntimo de Malala Yousafzai, la activista paquistaní herida por un talibán que atentó contra su escuela. Ganadora del Premio Nobel de la Paz, la persona más joven que jamás ha recibido tan prestigioso galardón, Malala fue señalada como objetivo por los talibanes y sufrió graves heridas por arma de fuego cuando regresaba a su casa, en el Valle de Swat (Pakistán), en su autobús escolar. La entonces adolescente de 15 años (nació en 1997) fue señalada, junto con su padre, por manifestarse a favor de la educación de las jóvenes. El ataque que sufrió provocó la protesta de quienes la apoyaban en todo el mundo. Sobrevivió milagrosamente y es ahora una destacada defensora de la educación de las jóvenes en todo el mundo, como cofundadora del Fondo Malala. El aclamado realizador de documentales Davis Guggenheim (Una verdad incómoda, Esperando a Supermán) nos muestra cómo Malala, su padre Ziauddin y su familia están comprometidos a luchar a favor de la educación de todas las adolescentes de todo el mundo. La película nos permite echar un vistazo desde dentro de la vida de esta extraordinaria joven, desde su estrecha relación con su padre, que le infundió el amor por la educación, hasta sus apasionados discursos en la ONU, pasando por su vida cotidiana con sus padres y hermanos. “Un niño, un profesor, un libro y un bolígrafo pueden cambiar el mundo". – Malala

FICHA TÉCNICA

GÉNERO:

DIRECTOR:

REPARTO:

GUIÓN:

PAIS: Reino Unido

DURACIÓN: 0

EDAD RECOMENDADA: na

DISTRIBUIDORA: Fox (20th Century Fox/Hispano Fox Film)

ESTRENO: 06 de Noviembre de 2015